Archive for junio 18th, 2010

junio 18, 2010

Bloqueo a Gaza: qué entra y qué no


 BBC Mundo

Mientras se conocen más detalles sobre los planes del gobierno de Israel para “liberalizar” el bloqueo a la Franja de Gaza, BBC Mundo le presenta un resumen de sus procedimientos y consecuencias hasta ahora.  

Justificación

Camiones de carga llegando a GazaEl objetivo declarado del bloqueo es evitar el ingreso de material bélico.  

Desde que el grupo islamista Hamas llegó al poder en la Franja de Gaza, Israel sólo permite el ingreso al territorio de “productos de primera necesidad”.

El objetivo declarado de la medida es evitar el ingreso de armas y otro material bélico.

Pero el gobierno israelí también espera debilitar a Hamas y forzar la liberación del soldado Gilad Shalit, capturado durante una incursión del grupo islamista en su territorio, en junio del 2006.  

El bloqueo, sin embrago, ha sido denunciado por Amnistía Internacional como un “castigo colectivo” en contra de los habitantes de la Franja. El organismo afirma que el mismo está provocando una “crisis humanitaria”.

Funcionarios de Naciones Unidas también han descrito lo que está ocurriendo en Gaza como un “sitio medieval” y apuntan que la situación se está deteriorando.  

El gobierno de Israel, por su parte, afirma que las restricciones no han producido escasez, pues se permite la entrada de ayuda humanitaria al territorio.

¿Cómo ha funcionado?

Las autoridades israelíes manejan una lista de productos de “doble propósito” -que pueden ser empleados para fabricar armas, como tubos de acero y fertilizante- cuyo ingreso sólo se permite en casos excepcionales.  

Pero muchas otras decisiones se toman “caso por caso”, lo que según varias agencias se traduce en arbitrariedades.

Residentes de Gaza aprovechan la apertura de la frontera con EgiptoSe permite la entrada de agua mineral, pero no de jugo de frutas.

Según la organización para refugiados palestinos de Naciones Unidas (Unrwa, por sus siglas en inglés), la lista de bienes a los que se les ha impedido la entrada a Gaza, en algún momento u otro incluye: lámparas incandescentes, velas, fósforos, libros, instrumentos musicales, crayones de colores, ropa, zapatos, colchones, sábanas, pasta, café, te, chocolate, nueces, champú y acondicionador para el cabello.

Curiosamente, se permite el ingreso de carne y atún enlatados, pero no el de frutas en conserva. Puede entrar agua mineral, pero no jugo de frutas. La pasta de sésamo (tahini) está permitida, no así la mermelada.

Muchos otros bienes –desde automóviles a refrigeradores, pasando por computadoras- también tienen prohibida la entrada.

Y, hasta inicios del 2010 -cuando se permitió el ingreso de algo de vidrio, madera, cemento y aluminio- los materiales de construcción estaban casi completamente vetados.

Israel se justifica afirmando que, en el pasado, Hamas ha desviado la ayuda y se ha adueñado de los materiales de construcción para su propio uso.

Las agencias internacionales dicen que cuentan con mecanismos de monitoreo bastante estrictos para evitarlo.

El bloqueo en números 

80%: los hogares de Gaza que dependen de ayuda alimentaria de algún tipo

70%: las familias de Gaza que viven con menos de un dólar al día si no se considera la asistencia humanitaria

36-50: las horas promedio sin acceso a energía eléctrica cada semana

80%: el agua que no cumple con los estándares de la OMS 

34.910: las industrias que se vieron obligadas a cerrar a partir del bloqueo

38.6%: la tasa de desempleo a inicios del 2010 

12.000: las casas que no se han podido reconstruir 

27: los pacientes que fallecieron en el 2009 mientras esperaban autorización para ser trasladados a Israel

Alimentos

Las agencias de ayuda que operan en Gaza reconocen que la mayor parte del tiempo han podido ingresar productos básicos como harina y aceite para cocinar al territorio. 

Pero según la Agencia de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), el 61% de los habitantes de la Franja están expuestos a la “inseguridad alimentaria”.

La organización para refugiados palestinos de Naciones Unidas (Urnwa), por su parte, estima que el 80% de los hogares de Gaza depende de ayuda alimentaria de algún tipo. 

Urnwa distribuye alimentos entre 750.000 personas, prácticamente la mitad de la población.

Pero desde junio del 2007 sus envíos se han visto interrumpidos en varias oportunidades, como resultado del cierre de fronteras o debido a la escasez de combustible. 

Israel dice que el cierre de los pasos fronterizos por lo general obedece a razones de seguridad, y pone como ejemplos los ataques con morteros por parte de militantes palestinos. 

Al mismo tiempo, las raciones de Urnwa nada más satisfacen aproximadamente dos tercios de los requerimientos dietéticos de la población, por lo que necesitan ser complementadas por productos lácteos, carne, pescado, fruta fresca y vegetales.

Algunos de estos productos son cultivados localmente, otros llegan desde Israel, y algunos entran como contrabando a través de los túneles que están debajo de la frontera entre Gaza y Egipto. 

Pero con un desempleo estimado del 38.6% -según la Oficina de Estadísticas Palestina- no todos los habitantes de Gaza pueden adquirirlos, aún cuando están disponibles en las calles.

Según Urnwa, el número de palestinos que reciben ayuda y que no son capaces de comprar productos básicos como jabón o agua potable, se ha triplicado desde el 2007.

Y una encuesta de Naciones Unidas encontró que más de la mitad de los habitantes de la Franja había vendido la mayor parte de sus bienes y dependía de créditos para comprar comida.

La encuesta, realizada en el 2008, también encontró que tres cuartos de los habitantes de Gaza estaban comprando menos comida que en el pasado, y casi todos estaban consumiendo menos fruta fresca, vegetales y proteínas animales, como una forma de ahorrar dinero. 

La última gran operación militar israelí en el territorio, en diciembre y junio del 2009, afecto de forma significativa el transporte y distribución de comida, además de causar daños estimados en US$180 millones a la producción agrícola local. 

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), un tercio de los niños menores de cinco años y de las mujeres embarazadas sufren de anemia.

Combustible

En septiembre del 2007, en respuesta a los continuos ataques con cohetes en contra del sur de Israel, las autoridades israelíes declararon a Gaza un “ente hostil” y anunciaron restricciones a sus importaciones de petróleo. 

En varias ocasiones, la escasez de combustible ha provocado graves problemas, aunque algo entra de contrabando proveniente de Egipto, a través de los túneles. Ello explica por qué las carretas tiradas por burros son muy comunes en la Franja. 

De acuerdo con Oxfam, al territorio no ha entrado gasolina ni diesel desde noviembre de 2008, salvo el combustible destinado a los vehículos de la ONU y otros cinco cargamentos en un período de tres años.

Según la agencia, la cantidad de aceite para cocinar autorizada por lo general fluctúa entre la mitad y un tercio de lo necesario. 

Electricidad

El sistema eléctrico de Gaza se alimenta con 144MW provenientes de Israel, 17MW que llegan desde Egipto y con lo generado por una planta local manejada por la UE, con una capacidad máxima de 80MW.

Plantas eléctricas llegan a GazaHay plantas eléctricas, pero no combustible para hacerlas funcionar 

Por lo general, el combustible para esa planta llega a través del cruce de Nahal Oz. Y, por consiguiente, el cierre de este paso en repetidas ocasiones ha obligado a apagarla. 

Durante la operación militar israelí de enero del 2009, esto hizo que dos tercios de la población de Gaza careciera de electricidad. 

Y, desde inicios del 2008, la planta sólo ha recibido suficiente combustible para operar a dos tercios de su capacidad, en línea con un fallo de la Corte Suprema de Israel que establece el mínimo de combustible que este país debe permitir ingresar a Gaza.

Las cifras de un monitoreo realizado por varias agencias internacionales muestran que los embarques de combustible estuvieron por debajo de ese límite varias veces a inicios del 2008.

Y, desde finales del 2009, cuando la UE le trasladó la responsabilidad de pagar por el combustible a la Autoridad Palestina, basada en Ramallah, la cantidad de combustible suministrado también se redujo. Eso significó que entre abril y mayo de este año la planta sólo ha podido operar a entre 20% y 50% de su capacidad.

Así las cosas, los apagones son cosa frecuente. Una investigación de Oxfam de Abril 2010 encontró que los hogares de Gaza pasaban sin electricidad entre 35 y 60 horas semanales.

Agua y saneamiento

El bloqueo también le ha pasado la cuenta al sistema de agua y saneamiento de Gaza.

La falta de repuestos no permite hacer las reparaciones necesarias y los constantes apagones han hecho que las bombas dependan de generadores, que también se han visto afectados por la falta de repuestos. 

Y, según la OMS, la operación militar de enero del 2009 sólo vino a empeorar una deteriorada situación.

Antes de la ofensiva israelí, los habitantes de Gaza sólo disponían de la mitad del agua requerida bajo los estándares internacionales y el 80% del agua suministrada no se ajustaba a los estándares para agua potable de la propia OMS.

Y durante los combates de enero del 2009, la mitad de los habitantes de la Franja no tenía acceso a agua por tuberías. 

Las aguas negras también plantean un serio problema. Se estima que 50 millones de litros de aguas residuales son vertidos a diario en el mar. El resto de las aguas negras se almacena en grandes lagunas, pero el derrumbe de una de estas en el 2007 causó por lo menos cinco muertes.

Negocios

Naciones Unidas afirma que el bloqueo ha causado un “daño irreversible” en la economía de Gaza.

Un camión de carga cerca de la frontera de GazaLa materia prima, no entra. Los productos terminados, no pueden salir.

Según el Banco Mundial, el desempleo pasó del 30% en 2007 al 40% en 2008, aunque disminuyó levemente a inicios de este año.

Y Naciones Unidas estima que, si no se toma en cuenta la ayuda humanitaria, el 70% de las familias de Gaza viven con menos de un dólar por día. 

El sector privado se ha visto especialmente afectado por el cierre de las fronteras.

Antes del 2007, hasta 750 camiones con muebles, alimentos, textiles y productos agropecuarios salían de Gaza cada mes, generando ingresos diarios por el orden de medio millón de dólares.

Pero, bajo el bloqueo, las únicas exportaciones permitidas han sido un reducido número de camiones con fresas y flores, aunque la situación mejoró un poco a inicios del 2010.

Y la producción para consumo local muchas veces se ha visto paralizada por falta de materia prima.

Según la organización humanitaria israelí Gisha, se permite la entrada de pequeños contenedores con margarina, para uso doméstico, pero no la de cubetas de mayor tamaño, necesarias para la producción industrial de alimentos. 

Algunas industrias, sin embargo, mantienen una producción limitada que depende de los productos de contrabando.

Además, antes del bloqueo en la Franja operaban 3.900 sitios industriales, que le daban trabajo a 35.000 personas. En junio del 2008, la cifra se había reducido a 90, generando nada más 860 empleos, según datos de la Organización Palestina de Comercio.

Por su parte, el Consejo de Coordinación del Sector Privado Palestino, estima que los daños sufridos por los negocios de Gaza durante la operación militar de diciembre 2008 y enero 2009 alcanzaron los US$140 millones.

Agricultura

Una granja de tomates en GazaToneladas de productos agrícolas se han perdido al no poder ser exportados. 

El sector agrícola es una importante fuente de empleo, pero sus exportaciones se han vista reducidas a cero. Toneladas de flores, frutas y vegetales han tenido que ser destruidas o vendidas con pérdidas en los mercados locales.

El alto costo del combustible también ha impactado la labor pesquera y con ello el precio de las sardinas. 

Y en una granja avícola se tuvieron que sacrificar 165.000 polluelos por que la falta de combustible no permitió mantener las incubadoras funcionando.

La Agencia de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) calcula que la última gran ofensiva israelí dejó pérdidas por US$180 millones en árboles, cultivos, ganado, invernaderos y otra infraestructura agrícola. La Autoridad Palestina estima que se destruyó el 15% de la tierra cultivable.

Según la FAO el cierre de las fronteras constituye un importante obstáculo para la reconstrucción, pues se traduce en limitada disponibilidad de fertilizantes, semillas, animales y equipo agrícola. 

Israel afirma que durante el 2010 dejó entrar a Gaza semillas de papa, huevos para la reproducción, abejas y un tipo de fertilizante que no puede ser empleado en la fabricación de explosivos. 

Construcción

Las restricciones para el ingreso de materiales de construcción, particularmente cemento y repuestos, han afectado negativamente numerosos proyectos, desde plantas para tratamiento de agua hasta cementerios. La reconstrucción de la infraestructura dañada durante los combates de enero del 2009 ha sido virtualmente imposible.

Según Naciones Unidas esos combates destruyeron o dañaron 12.000 casas. Tampoco se han podido construir aulas de clases para atender a los 15.000 nuevos alumnos resultado del crecimiento de la población. 

Varios centenares de toneladas de cemento entraron a Gaza en la primera mitad del 2010, pero las agencias humanitarias afirman que esto es sólo una fracción de lo que se necesita. Según Gisha, antes del bloqueo las importaciones de cemento mensuales excedían las 70.000 toneladas.

Atención médica

La OMS afirma que el bloqueo ha provocado un “empeoramiento de las condiciones de salud de la población” y ha “acelerado la degeneración” del sistema de salud.

Una mujer recibe ratamiento médico en GazaLa falta de repuestos también afecta a los equipos médicos.

Por lo general Israel permite el ingreso de medicinas a Gaza. Y aunque la OMS destaca la falta de medicamentos, esto parece ser producto de problemas en la cadena de distribución, incluyendo los conflictos entre Hamas y Fatah.

La OMS, sin embargo, responsabiliza al bloqueo por el “lamentable estado” de la mayor parte de los equipos médicos de Gaza, pues este se traduce en atrasos en la llegada de repuestos e incluso en la de los ingenieros que deben darles mantenimiento. 

Antes de la ofensiva militar, Gaza sólo tenía 133 camas de hospital por cada 100.000 habitantes, una cifra muy inferior a las 583 de Israel. Y esa capacidad se vio aún más reducida luego de los combates.

Según cifras israelíes 10.544 pacientes y sus acompañantes pudieron salir de Gaza para recibir tratamiento médico durante el 2009. La OMS, sin embargo, destaca que en diciembre de ese mismo año se negó o atrasó el traslado del 21% de los pacientes. Ese año, 27 personas fallecieron mientras esperaban permiso para ser atendidos en Israel. 

Las autoridades israelíes sostienen que esto se debe a la necesidad de realizar extensos chequeos de seguridad antes de cada traslado, ya que al menos tres pacientes con permisos médicos fueron descubiertos mientras planeaban ataques contra Israel.

Israel también se ha ofrecido para facilitar el traslado hasta Jordania de aquellos pacientes a los que se les niegue el salvoconducto por razones de seguridad.

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas:
junio 18, 2010

Colapso en mina colombiana habría dejado a 72 personas atrapadas


Hasta el momento se han recuperado 20 cadáveres y siete personas fueron rescatadas con vida.

por DPA – 17/06/2010 –

La casi certeza de la muerte de 72 personas que quedaron atrapadas hoy en una mina de carbón en Colombia que colapsó por la emanación de gases hizo crecer el drama en torno al accidente, en el que se recuperaron ya 20 cadáveres.

Los cuerpos de rescate coinciden en que la posibilidad de que haya sobrevivientes es prácticamente nula por las características de la explosión y por el tiempo pasado en medio de los gases en la mina, situada en el municipio de Amagá, departamento de Antioquia.

Siete personas fueron rescatadas con vida, pero de las demás no hay información. Según registros, en el socavón había 79 personas, muchas de ellas familares entre sí.

Las autoridades han recuperado 18 cadáveres y afirmaron que hay "mínimas" posibilidades de que unos 50 trabajadores atrapados en la mina estén vivos.

El gobernador de Antioquia, Luis Alfredo Ramos, informó que la mina carecía de una chimenea para la emanación de gases, pero que a pesar de que ello es “una práctica no deseada en minas subterráneas”, había pasado inpecciones de seguridad, la última de ellas hecha la semana pasada.

Amelia Velásquez, familiar de diez mineros desaparecidos, relató que la explosión de la mina se escuchó la noche del miércoles en el casco urbano de Amagá y añadió que las autoridades les dijeron que a medida que pase el tiempo hay menos posibilidad de encontrar a sus allegados.

“Nos dijeron que no hay señales de vida de ninguno. Necesitamos que los ingenieros de la mina nos digan quiénes son las víctimas y cuándo los pueden rescatar”, dijo Velásquez, cuyo esposo falleció hace diez meses en otra mina de la región, en el noroeste del país.

Entretanto, Fernando Rodríguez, miembro del equipo de rescate del estatal Intituto de Geología y Minas, sostuvo en la radio La W que algunos de los cuerpos recuperados fueron trasladas al coliseo del municipio y los organismos de socorro lograron avanzar 600 metros al interior de la mina, que tiene una profundidad de 1.500 metros.

“Tengo el alma transportada a Amagá. La verdad es que he sentido en toda mi vida una gran cercanía con esa comunidad. No lo puedo ocultar: tengo muchísimo dolor de saber que hay 72 personas allá atrapadas. Una suerte bien difícil. Hemos rescatado 16 cadáveres”, dijo el presidente Álvaro Uribe, cuya vida ha transcurrido en gran parte en cercanías a esa zona.

Los organismos de rescate siguen laborando, mientras decenas de familiares de desaparecidos se agolpan en el lugar a la espera de novedades.

Etiquetas:
junio 18, 2010

BP esquiva responsabilidad en Golfo de México


 

Carlos Chirinos

BBC Mundo, Washington

Macondo recuerda a una fantasía literaria, pero para British Petroleum (BP) el pozo con ese mismo nombre se ha transformado en una pesadilla en la vida real.

Uno de los trabajadores de la plataforma petrolera “Deepwater Horizon” así lo expresó en un correo electrónico interno días antes de que estallara la estructura el 20 de abril. 

El jefe ejecutivo de BP, Tony Hayward, experimentó su cuota de esa pesadilla ecológica, económica, social y política creada por el imparable derrame, durante una audiencia este jueves en el Congreso de los EE.UU. durante la que se negó a asumir responsabilidad por el accidente.

Esta fue la primera presentación de Hayward ante el Congreso, quien ha sido la cara de BP durante la crisis, una función en la que ha cometido errores de relaciones públicas, como pedir que “me devuelvan mi vida”.

Además ha sido percibido por muchos como “insincero” al no suministrar cifras exactas sobre la dimensión del derrame, una percepción que es posible que no cambie tras una audiencia en la que los parlamentarios se confesaron frustrados por las “respuestas esquivas” de Hayward. 

Profundamente apenado”  

Tras escuchar la andanada de críticas de los miembros del Subcomité de Supervisión e Investigaciones del Comité de Comercio y Energía de la Cámara de Representantes -contra él y contra la historia de accidentes de la empresa- Hayward leyó su testimonio en el que una vez más dijo “lamentar profundamente” el desastre.

Imagen subacuática de tubería de pozo averiadoLos últimos cálculos estiman que la fuga diaria de crudo podría ser de hasta 60.000 barriles diarios.

“La explosión e incendio a bordo de la (plataforma) “Deepwater Horizon”y el consiguiente derrame de petróleo en el Golfo de México nunca debió haber sucedido y estoy profundamente apenado por eso”, dijo Hayward, quien en 1992 fue gerente de exploración en Colombia y entre 1995 y 1997 fue jefe de operaciones de BP en Venezuela.

Hayward aclaró que “todavía no tenemos todas las respuestas” sobre las causas del accidente pero dijo que “escucha y comprende la preocupación, la frustración y la rabia que se siente a lo largo del país”.

En todo momento el directivo aseguró que desde que llegó al cargo en 2003 ha estado preocupado por aumentar los niveles de seguridad de las operaciones de la empresa, que según los legisladores cuenta con el peor historial de accidentes en la historia del sector petrolero en EE.UU.

“Hemos dicho todo el tiempo que pagaremos esos costos. Y ahora el pueblo estadounidense puede confiar en que nuestra palabra es buena”, afirmó Hayward, quien la víspera acordó en reunión con el presidente Barack Obama aportar US$20.000 millones para un fondo especial de compensación de afectados por el derrame.

Comité frustrado

Polémica con la Casa Blanca

La Casa Blanca “repudió” declaraciones del congresista republicano de Texas, Joe Barton, quien se disculpó ante BP por calificar como “extorsión” lo que hizo la Casa Blanca al obligar a BP a destinar US$20.000 millones para un fondo de compensaciones.

Cómo es posible que una “tragedia de primerísima proporción pueda ser sujeta a lo que caracterizaría como una extorsión” por “presiones políticas”, dijo Barton.

El portavoz presidencial, Robert Gibbs, aseguró que era “vergonzoso” que Barton “tenga más preocupaciones por grandes corporaciones” y “piense que un fondo para compensar a estadounidenses sea una ‘tragedia’, cuando muchos saben que la real tragedia es por lo que están pasando los hombres y mujeres del Golfo”.

Luego Barton se disculpó asegurando que había “construido mal” la frase. 

Al cabo de ocho horas de interrogatorio, con un tono hostil hacia el directivo, los legisladores no lograron sacar a Hayward palabras más allá de que no ha sido posible sacar conclusiones de las investigaciones en torno a lo que sucedió en la plataforma.

Hayward se escudó en frases como “no tuve conocimiento previo”, “no estuve involucrado en la toma de decisiones en este pozo”, “es temprano para llegar a conclusiones”, al responder al subcomité.

En varias ocasiones los congresistas expresaron su frustración por no obtener respuestas directas, pese a que en una carta que le enviaron el lunes le habían explicado los temas que serían tratados en la audiencia. 

“Usted no está asumiendo responsabilidad. Sólo está pateando el asunto hacia delante y actuando como si usted no tuviera nada que ver con esto”, le dijo el presidente del Comité de Energía, Henry Waxman.

Waxman acusó a BP de “saltarse procedimientos para ahorrarse un millón de dólares aquí y unas pocas horas allá, y ahora todo el Golfo está pagando el precio” y afirmó al directivo de no prestar atención a los riesgos. 

“Hemos recibido 30.000 páginas de documentos de BP, incluyendo correos electrónicos suyos. No hay uno solo que muestre que usted prestó la más remota atención a los peligros de este pozo”, cuestionó Waxman. 

El pozo pesadilla

Tony Hayward, presidente de British PetroleumHayward fue parco al hablar de la responsabilidad de BP.

“Hemos sabido que personal de BP recibió advertencias de que este era –como lo puso un empleado- “una pesadilla de pozo”. Ellos tomaron decisiones que pusieron la seguridad a un lado a cambio de ahorros en costos y tiempo”, dijo el representante Bart Stupak, quien encabeza el subcomité de investigaciones. 

Según las investigaciones realizadas por el comité, BP no prestó atención a los resultados de la pruebas con el cemento usado para cerrar el pozo y habría optado por el mecanismo menos costoso y más rápido.

Halliburton, la empresa contratista que trabajaba con BP en el pozo Macondo, advirtió antes del accidente que habría un “severo problema de flujo de gas” si se usaba el procedimiento que finalmente adoptaron los ingenieros de la petrolera británica, a lo que uno de ellos respondió en un correo electrónico, “a quien importa, esta hecho, fin de la historia, probablemente estará bien”.

En respuesta a las críticas que hicieran el martes ante el mismo comité directivos de otras empresas petroleras sobre las técnicas usadas por BP en la construcción del pozo, Hayward afirmó “hay muchos pozos en el Golfo de México” que usan el mismo diseño.

En varios momentos Hayward recordó al comité que había “otras compañías involucradas en el accidente” como la suiza Transocean y la estadounidense Halliburton, cuya responsabilidad será aclarada en las investigaciones.

Cuando en un momento de la audiencia Hayward recordó que su empresa perfora cientos de pozos en todo el mundo, el representante Michel Burgess respondió “Si, lo sé. Eso es lo que más me asusta ahora mismo”

Junto a investigaciones en ambas cámaras del Congreso, el Departamento de Justicia abrió un caso contra BP, que podría terminar en una acusación criminal. Además, se espera una avalancha de demandas, lo que puede explicar la “parquedad” de Hayward en el Congreso.

 

 

 

 

Etiquetas:
junio 18, 2010

Aplican muerte por fusilamiento en Utah, EE.UU.


viernes, 18 de junio de 2010
Ronnie Lee Gardner

Washington

El asesino convicto Ronnie Lee Gardner fue ejecutado hoy por un escuadrón de fusilamiento en la prisión federal Draper, de Utah, Estados Unidos.

  La sentencia capital se concretó en la madrugada de este viernes y Gardner se convirtió en el tercer preso en el norteño país que muere por fusilamiento desde que el procedimiento fue reactivado en 1976.

Justo después de la medianoche, cinco fusileros anónimos separados individualmente por paredes de ladrillos accionaron sus armas contra el reo de 49 años, describió el diario Salt Lake City Deseret News.
El condenado de Utah se prepara para morir fusilado
Se conoce que cuatro rifles estaban cargados con cartuchos calibre 30 y uno de ellos con balas de salva para evitar futuras complicaciones legales sobre los tiradores.

Gardner había sido condenado a muerte desde 1985 por su responsabilidad en un tiroteo público, en el que murió el alguacil de la ciudad de Salt Lake Melvyn John Otterstrom.

El anterior ciudadano que murió en el paredón de Utah fue John Albert Taylor, en 1994.

En la actualidad, 35 estados, donde está autorizada la sentencia máxima, utilizan la inyección letal. Desde que se reimplantó la pena de muerte en Estados Unidos hace 34 años, se han ejecutado a más de dos mil personas.

Etiquetas:
junio 18, 2010

Inundaciones y tormentas en el sur de China causan 69 muertos y 44 desaparecidos


Por Agencia EFE

Pekín, 18 jun (EFE).- Las tormentas e inundaciones que azotan el sur de China estos días han causado la muerte de 69 personas, 44 desaparecidos y 5,65 millones de afectados, informó hoy la agencia oficial Xinhua, citando cifras del Ministerio de Asuntos Civiles. 

Las divisiones administrativas afectadas son Fujian, Guangxi, Sichuan, Cantón, Hunan y Jiangxi, donde tuvieron que ser evacuadas unas 500.000 personas.

Además, 300.000 hectáreas de campos de cultivo han sido dañadas, y 98.000 viviendas han quedado destruidas o sufrieron daños, según las cifras del ministerio. 

Hasta el momento, las pérdidas económicas directas han alcanzado los 6.500 millones de yuanes (unos 950 millones de dólares). 

A pesar de que se han enviado a estas zonas seis equipos de salvamento para ayudar en los trabajos de rescate, la situación todavía es complicada en muchos lugares. 

El Centro Nacional de Meteorología de China ha pedido a las autoridades locales que se preparen ante la posibilidad de nuevas inundaciones, ya que se espera que las lluvias continúen en el sur del país.

Etiquetas:
junio 18, 2010

Lluvias torrenciales e inundaciones dejan 25 muertos en sudeste de Francia


 (AFP)

DRAGUIGNAN, Francia —

Al menos 25 personas murieron a raíz de las inundaciones provocadas el martes por lluvias torrenciales en el sudeste de Francia, con crecidas que no se veían desde 1827.

La delegación del gobierno central en el departamento de Var, donde se concentraron las precipitaciones, elevó el jueves el balance de muertos a 25. Horas antes, el balance establecía en 22 las víctimas mortales. Según el secretario general de la delegación, Olivier de Mazieres, la mayoría de las víctimas eran personas mayores.

“El descenso de las aguas ha comenzado pero hay zonas que siguen siendo inaccesibles”, indicó el coronel Jacques Baudot, jefe de bomberos en el Var, donde unos 2.000 socorristas fueron desplegados. Muchos seguían revisando uno a uno los coches arrastrados por el agua y el barro, así como las casas rodantes y las viviendas devastadas en busca de posibles víctimas. “El balance será provisorio hasta por lo menos esta noche o mañana, a condición de que no llueva más”, declaró Baudot a la AFP.

Tres meses después de la tormenta “Xinthia” que dejó 53 muertos en la costa atlántica de Francia, 500.000 damnificados y daños materiales por más de 2.500 millones de euros, esta vez la naturaleza golpeó el sudeste del país. Según el Servicio Meteorológico francés (Meteo France) estas precipitaciones fueron “excepcionales” para un mes de junio.

La zona había sido puesta el martes en “alerta naranja” meteorológica, antes del máximo nivel de alerta roja de fenómenos naturales que suponen un peligro para la población. Expertos meteorológicos indicaron que las precipitaciones registradas el martes no se veían desde 1827 en esa zona y que por lo general este tipo de lluvias se producen en otoño debido a la acumulación de calor durante el verano.

En la localidad de Arcs, de 6.300 habitantes, cerca de Draguignan, cayeron 400 mm de agua en 24 horas, lo que corresponde a cinco meses de lluvias, según Meteo France. Unas 94.000 personas seguían sin luz, según la Red de Transporte de Electricidad (RTE). El servicio ferroviario entre Niza y Tulón permanecerá interrumpido hasta el viernes y numerosas carreteras departamentales estaban cerradas.

Además de las 1.500 personas que fueron alojadas en centros municipales, las lluvias inundaron la cárcel de Draguignan y los 455 presos debieron ser trasladados. El presidente Nicolas Sarkozy visitará la zona a principios de la semana próxima, informó el Palacio del Elíseo. El ministro del Interior, Brice Hortefeux, ya se apersonó en el lugar el miércoles.

El portavoz del gobierno, Luc Chatel, indicó que “en los próximos días” se publicará un decreto de “catástrofe natural” que permite activar el reembolso de las aseguradoras a los damnificados. Con cierto tono crítico, la secretaria de Estado de Ecología, Chantal Jouanno, lamentó que se “esté corriendo detrás de la realidad”. “Veinte muertos es demasiado, sobre todo después de los 53 muertos de la tormenta Xinthia”, dijo la responsable a la radio France Inter. Consideró que “con el cambio climático, los episodios climáticos mayores deberían acelerarse” y que por eso “habrá que revisar muchos planes de prevención de riesgo”.

Una comisión del Senado indicó el miércoles en un informe preliminar sobre la tormenta “Xinthia” que “Francia sigue reaccionando débilmente a los riesgos (naturales) que se repiten a menudo”. “La excesiva urbanización en zonas sensibles, los diques deficientes, los complejos dispositivos de alerta y de previsión son asuntos que se discuten cada año, pero a menudo las respuestas quedan en letra muerta”, afirmaron los senadores Bruno Retailleau y Alain Anziani. “Nuestro sistema es defectuoso. En Francia no hay cultura de riesgo”, indicaron antes de recordar que “la inundación es el primer riesgo natural” que en Francia concierne a “dos de cada tres comunas”.

Etiquetas:
A %d blogueros les gusta esto: