La capital de EE UU, paralizada 72 horas después de sufrir una fuerte tormenta


 Miles de hogares siguen sin suministro eléctrico desde el viernes en medio de una ola de calor

El Gobierno federal ha dado el día libre a la mayoría de los funcionarios

//

Un árbol en medio de una de las carreteras del área de Washington. / MARK WILSON (AFP)

//

// La capital federal de Estados Unidos continúa prácticamente paralizada, 72 horas después de que una devastadora tormenta, acompañada de fuerte aparato eléctrico y vientos huracanados de hasta 130 kilómetros por hora, causara 13 fallecidos y dejara sin electricidad a dos millones de personas. Miles de hogares y negocios continúan sin servicio eléctrico en Washington y los Estados vecinos de Maryland y Virginia en plena ola de calor, la más intensa que se recuerda en 138 años. Las oficinas federales solo han obligado a desplazarse a sus puestos de trabajo a los funcionarios que estén de guardia.

Las empresas han reforzado sus plantillas con trabajadores provenientes de otros Estados, incluso de Canadá, para acelerar los trabajos de reparación de las redes de electricidad

En el área de Washington, 400.000 personas se han despertado este lunes, de nuevo, sin suministro. Las compañías eléctricas han asegurado que el tendido eléctrico se restaurará definitivamente el próximo viernes, una fecha que el gobernador de Maryland, Martin O’Malley, no parece estar dispuesto a aceptar. “Hoy es 1 de julio. tener a nuestros ciudadanos sin luz durante siete días no es el tipo de servicio que uno debería esperar”, dijo. Las empresas han reforzado sus plantillas con trabajadores provenientes de otros Estados, incluso de Canadá, para acelerar los trabajos de reparación de las redes de electricidad.

Entre los afectados por los cortes se encuentra la residencia del embajador de España, que lleva sin luz desde que el pasado viernes se desató la tormenta, según ha confirmado la Embajada española -la de su homólogo alemán, que está en la misma calle, no ha sufrido ningún problema, han indicado desde la delegación de Alemania-. Varias de las Embajadas que se encuentran el la avenida Massachusetts -que concentra gran número de misiones internacionales en la capital- también han padecido la falta de suministro.

La falta de electricidad ha obligado a cerrar muchas escuelas y campamentos de verano de la capital. El responsable de la oficina de Personal del Gobierno de EE UU ha dado el día libre a los funcionarios que no estén de guardia o no puedan trabajar desde casa, según el comunicado que emitió el domingo. La medida, que ha sido adoptada también por los Estados de Maryland y Virginia -los edificios públicos de Washington funcionan con normalidad- ha favorecido el tráfico fluido hacia la capital, evitando que se repitieran los atascos de estos dos últimos días.

Entre los afectados por los cortes se encuentra la residencia del embajador de España, que lleva sin luz desde que el pasado viernes se desató la tormenta

Este fin de semana los conductores han sufrido paros debido a las carreteras cortadas por los árboles y los postes de luz que derribó la tormenta y con la mayoría de los semáforos y señales de seguridad estropeadas por el corte de electricidad. La suspensión de varias líneas del metro debido a los cortes en la red, también contribuyó a un mayor uso de los vehículos. El lunes la empresa responsable del suburbano comunicó la restauración de todo el servicio.

Los cortes han dejado sin aire acondicionado a miles de familias, agravando la ola de calor más intensa de los últimos 138 años que está sufriendo toda la región del Atlántico Medio de Estados Unidos. Los ciudadanos han acabado con las reservas de bolsas de hielo de los supermercados, de las que han hecho acopio durante estos días para tratar de aliviar el calor. Las altas temperaturas, de casi 39 grados Centígrados han obligado a ampliar los horarios de apertura y cierre de las bibliotecas públicas y las bibliotecas municipales.

Muchas de las gasolineras de Washington tampoco han abierto este lunes. Algunas permanecen cerradas desde que la tormenta del viernes les dejara sin suministro eléctrico, otras han agotado sus depósitos durante el fin de semana. El domingo, se formaron largas colas frente a los surtidores operativos, ante el temor de los ciudadanos a quedarse sin combustible en vísperas del puente del 4 de julio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: