Homenajes a Chávez


Directo: El féretro ya está en la academia militar de Caracas

– El cuerpo de Chávez será trasladado al Museo de la Revolución

– ”No me dejen morir”, fueron las últimas palabras del presidente

– El ataúd paseado por Caracas no contenía los restos de Hugo Chávez

– Una muerte rodeada de mentiras

– Cubanos rinden homenajes a su fallecido aliado y benefactor

– La Habana se juega la supervivencia del régimen

– Todo listo para el último adiós a Chávez

– Chavismo inicia nueva etapa bajo el liderazgo de Maduro y Cabello

– Maduro firmó su primer decreto como presidente e inició la transición

– Revive en Cuba el fantasma del período especial

– Maduro aparta a su rival Cabello de la sucesión

– La economía bolivariana: Casi 1.000 empresas estatizadas, deuda pública récord y alta inflación

– Human Rights Watch: Venezuela, el legado autoritario de Chávez

– Chávez y sus polémicas alianzas

– Chávez, elevado a la categoría de héroe nacional

– La gasolina más barata del mundo

– EE UU teme que Maduro tense las relaciones para reforzar su imagen

——————————————————————————————–

El cuerpo de Chávez será trasladado al Museo de la Revolución

EP@ABC_ES / MADRID
Día 08/03/2013

Su primera estancia, durante una semana más, será el Museo Histórico Militar de Caracas, para después ir a su siguiente destino. Con todo, Maduro deja abierta la posibilidad de su traslado al Panteón Nacional sin esperar los 25 años de rigor

El cuerpo del difunto presidente de Venezuela, Hugo Chávez, será embalsamado “para que quede abierto eternamente” al pueblo en el Museo de la Revolución, lo que supone descartar su traslado al Panteón Nacional, donde reposan los restos del libertador Simón Bolívar.

El cuerpo del difunto presidente de Venezuela, Hugo Chávez, será embalsamado para que quede expuesto “eternamente” al pueblo, que podrá acudir a despedirse de su ‘comandante’ durante siete días más alMuseo Histórico Militar de Caracas (Cuartel de la Montaña), adonde serán trasladados los restos “por el momento”.

Maduro aclaró, además, que este sepelio, al que acudirán más de 30 jefes de Estado y más de medio centenar de delegaciones internacionales, se iniciará a las once de la mañana y no a las diez como se había previsto.

Así sobre la tumba de Chávez, el vicepresidente ha indicado que “en un principio” los restos serán trasladados a “un lugar especial” en el Cuartel de la Montaña. Éste “va a ser su primer lugar de reposo”,ha añadido. Maduro ha adelantado que la tumba definitiva quedará instalada dentro de un mausoleo que “se está terminando de construir” en el Museo de la Revolución.

Maduro ha matizado que el museo militar “va a ser su primer lugar de reposo” y deja abierta la posibilidad de “dar otros pasos que el pueblo ha pedido”, en una aparente alusión al traslado definitivo del cuerpo al Panteón Nacional, donde reposan los restos del libertador Simón Bolívar.

La Constitución venezolana reserva “los honores del Panteón Nacional a venezolanos y venezolanas ilustres, que hayan prestado servicios eminentes a la República”, pero “después de transcurridos veinticinco años de su fallecimiento”.

Podrá ser visto «eternamente»

El presidente interino ha resaltado que su mentor, al ser embalsamado y quedar expuesto “en una urna de cristal”, podrá ser visto “eternamente”, al igual que otros líderes “como Ho Chi Minh, como Lenin, como Mao Tse Tung”. De esta forma, ha añadido, Chávez podrá permanecer “siempre presente”.

“Van a ver a Hugo Chávez. Es su comandante. Les pertenece a ustedes”, ha recordado Maduro, quien ha reiterado la “lealtad absoluta” de la ciudadanía hacia su ‘comandante’ durante un discurso en el que también ha hecho referencias a la necesidad de “unión, paz y hermandad” entre todos los venezolanos.

—————————————————————————————————————————————————-

”No me dejen morir”, fueron las últimas palabras del presidente

Informador.com.mx

Dos venezolanas lloran frente al féretro del comandante Chávez. Hoy por la mañana será el acto oficial de despedida al presidente. AFP

    • Versiones sobre la muerte del mandatario no coinciden

El general José Ornella, jefe de la guardia de Hugo Chávez, revela momentos previos al deceso

CARACAS, VENEZUELA (08/MAR/2013).- “No podía hablar, pero lo dijo con los labios: ‘Yo no quiero morir, por favor no me dejen morir’, porque él quería a su país, se inmoló por su país”. Así se lo dijo el jefe de la Guardia presidencial, general José Ornella, al diario argentino La Nación.Murió a causa de un “infarto, que le dio fulminante”, dijo. Pero su versión no coincide con otras que dicen que la familia decidió desconectarlo. “A las 15:05 se le eliminó la ayuda respiratoria para que muriera en paz a las 16:25 en su lecho del Hospital Militar”, reveló el periodista venezolano Nelson Bocaranda, uno de los más enterados de la enfermedad de Chávez.

Ahora se sabe que Chávez murió con gran dolor; que ignoró dos veces que debía atenderse sus males hasta que agravó y encontró la muerte. Se sabe, también, que fumaba en secreto.

El general José Ornella expresó que a pesar del esfuerzo de sus médicos, que aseguró que eran los “mejores de todas las partes del mundo”, el cáncer que “estaba bastante avanzado” venció al mandatario.

El periodista venezolano Nelson Bocaranda, quien desde que se hizo pública la noticia de la enfermedad de Hugo Chávez hace 19 meses pudo saltear las barreras del hermetismo oficial, hizo un recuento de los distintos diagnósticos que recibió el comandante hasta llegar al deterioro de salud que terminaron en su muerte.

“En octubre de 2010 a Chávez le pronostican el problema en la vejiga y la próstata y le recomendaron que hiciera una cantidad de cosas que no lo hizo. Recién en junio de 2011 le dicen que tiene el absceso en la parte final del recto y se complica. Le encuentran cáncer”.

“Necesitaba reposo, pero el hombre por mantener su revolución vigente y lograr llegar a la elección y ganarla, que era su único objetivo de vida, en contra de la voluntad de sus familiares”.

Reiteró que cuando el mandatario anunció que Nicolás Maduro sería su sucesor, “él ya sabía que el fin estaba acerca, que el cáncer había avanzado demasiado”.

Además de problemas en los huesos y el riñón, en diciembre tuvo el problema mayor, un “paro pulmonar”.

“Los pulmones estaban desechos. La semana pasada dijeron que le funcionaban a 20%. Chávez había fumado en secreto mucho tiempo y dejó porque le pidió Fidel [Castro]. Pero el pulmón estaba muy malo y ya no le funcionaba”, precisó. Además, añadió que el mandatario “estuvo agonizando desde enero”, pese a que desde el Gobierno venezolano nunca se admitió.

Bocaranda escribió en su blog: “Desde el viernes 22 de febrero se tuvo la intención de quitarle al paciente la ayuda mecánica respiratoria vista sus condiciones de empeoramiento de su muy precaria salud”.

“Hubo divergencias entre la madre y las hijas de Chávez. Tras reuniones con [el vicepresidente, Nicolás] Maduro y [el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado] Cabello decidieron desconectarlo para el día 5”.

Con información de Sinembargo.mx/EFE

CONDOLENCIAS
Peña Nieto viajó a Caracas

El Presidente Enrique Peña Nieto viajó  a Venezuela, donde asistirá hoy por la mañana a los funerales de Estado del mandatario Hugo Chávez Frías, quien falleció el martes. Posteriormente, Peña Nieto dirigirá un mensaje a los medios de comunicación y retornará a México.

HOMENAJE EN CUBA
Raúl Castro visita a su principal aliado

CARACAS.- Entre camaradas. El presidente cubano, Raúl Castro, acudió anoche a la capilla ardiente con los restos del fallecido mandatario venezolano, Hugo Chávez, considerado el hijo político del líder Fidel Castro y principal aliado de la isla, según imágenes mostradas por la televisión oficial VTV.

Vestido de riguroso traje oscuro, Raúl Castro entró al salón de la Academia  Militar, al suroeste de Caracas, acompañado del presidente encargado de Venezuela, Nicolás Maduro, y de inmediato saludó a la hija mayor de Chávez, Rosa Virginia, y a la madre del mandatario fallecido, Elena, que lo recibió en llanto.

Horas antes, el Gobierno cubano organizó un homenaje de todo el día en las principales  plazas de la isla, honor reservado hasta ahora a los líderes históricos de la revolución cubana, para despedir al principal aliado político y benefactor que tuvo Cuba en los últimos 14 años.

La cercanía con Cristina

BUENOS AIRES.- La presidenta argentina, Cristina Fernández, regresó a su país tras asistir en Caracas al velatorio del mandatario venezolano, Hugo Chávez, y el canciller argentino, Héctor Timmerman, la representará en el funeral de hoy, informaron fuentes oficiales.

El periodista venezolano Nelson Bocaranda contó que Cristina de Kirchner tuvo la opción de visitar al mandatario en el hospital, pero que prefirió no hacerlo.

“La presidenta argentina era la única que tenía permiso para verlo dada la cercanía de Cristina con las hijas del mandatario. Como sus hijas fueron al entierro del presidente Néstor Kirchner, ella se conmovió mucho. Tenía el derecho de entrar a verlo con las hijas [de Chávez] y no quiso porque quería quedarse con la imagen de Chávez como ella lo había conocido, un Chávez robusto y no un Chávez enfermo, raquítico”, indicó Bocaranda a El Mundo.

—————————————————————————————————————————————————

El ataúd paseado por Caracas no contenía los restos de Hugo Chávez

EMILI J. BLASCO EJBLASCO / CORRESPONSAL EN WASHINGTON
Día 08/03/2013

Su cuerpo fue trasladado en secreto desde Cuba a la capilla ardiente, según fuentes militares

Durante más de siete horas, durante el largo cortejo fúnebre del miércoles, los venezolanos que llenaron las calles de Caracas lloraron ante un féretro en el que no iba el cuerpo de Hugo Chávez. Es la versión de varios militares conocedores del dispositivo de traslado, que aseguran que el cadáver del presidente venezolano fue transportado de Cuba a Fuerte Tiuna, complejo de Defensa donde se encuentra la Academia Militar. El «cambiazo» se produjo en el sótano de esa institución, cuando llegó allí el falso féretro al término de la procesión. Fue el único momento en que las cámaras de televisión lo perdieron de vista.

La versión de esos militares, comunicada a ABC a petición de mantener su anonimato, confirma además la información ya avanzada por este diario de que Chávez murió en Cuba y no en Caracas, como insiste el Gobierno venezolano. El engaño de la procesión supone un nuevo montaje del Gobierno, sumándose a la larga lista de mentiras con que el chavismo ha llenado los últimos meses de vida de su líder. En realidad, el objetivo no era tanto burlar al pueblo, como su utilización política.«Querían mostrar un baño de multitudes con un claro interés político, permitiendo que la gente pudiera hasta tocar el féretro, el falso, sin poner en riesgo la integridad física del verdadero; no iban permitir que este, por lo que fuera, se cayera, cuando además parte de su estructura interna es de vidrio», indica una de las personas al tanto de las circunstancias del traslado.

De hecho, según destacan esas fuentes, tras producirse el cambio en el sótano de la Academia Militar, la seguridad alrededor del ataúd pasó a ser estricta, sin que se permitiera acercarse a nadie de la manera en que había ocurrido durante la marcha. A partir de ahí todo pasó a ser solemne, sin el desorden populista visto en el recorrido por la ciudad.

Estaba también el criterio de la conservación del cadáver. Someterlo a siete horas al calor de Caracas, cuando tenía que ser expuesto al público durante varios días antes de su sepultura, no era lo más aconsejable.

Al Hospitalito

Después de que Chávez falleciera el martes hacia las 7 de la mañana, hora local de La Habana, como ya desveló ABC, el cadáver del presidente fue llevado por la noche al aeropuerto venezolano de La Carlota, la Base Aérea Generalísimo Francisco de Miranda, según aseguran los militares informantes. La Carlota está en el interior de Caracas, más cerca de Fuerte Tiuna que el aeropuerto internacional de Maiquetía. De allí fue conducido al Hospitalito, el centro médico de ese complejo castrense, en el que se encuentra el Ministerio de Defensa. Su nombre se debe al menor tamaño comparado con el Hospital Militar, situado a unos 7 kilómetros, en otro lado de la ciduad. A unos doscientos metros del Hospitalito está la Academia Militar.

En el Hospitalito, que posee una morgue, se abrió el féretro, se revisó el estado en que había llegado el cuerpo tras el vuelo y se concluyó la labor de vestirlo con el uniforme militar. En algún momento del miércoles el ataúd fue transportado al sótano de la Academia Militar.

Un féretro similar, vacío o con algún peso en su interior, fue llevado al Hospital Militar, de donde el miércoles por la mañana partió la procesión popular. Cuando esta llegó a la Academia, durante un rato la señal televisiva perdió de vista el ataúd. La excusa fue que había que adecentar el féretro, como quitarle las flores y otras cosas que el pueblo había arrojado o reposicionar la bandera que lo cubría. El que surgió de nuevo ante las cámaras, no ya sobre la plataforma de un coche fúnebre, sino a hombros de militares y otras autoridades, era el ataúd verdadero, que luego se abriría en la capilla ardiente.

Al parecer, en el ínterin, en privado, un reducido grupo de personas especialmente allegadas –la familia y probablemente los presidentes de Argentina, Bolivia y Uruguay, presentes también luego en la ceremonia pública celebrada en esa Academia Militar- tuvieron un acto íntimo.

Aunque la televisión venezolana no mostró ningún plano cercano del féretro cuando este fue abierto para el adiós público, diversas personas que acudieron a despedirse de los restos del presidente indicaron que lo habían visto ligeramente hinchado y sin pelo, nada que ver con las falsas fotografías difundidas por el Gobierno hace tres semanas.

—————————————————————————————————————————————————

SE ABRE LA ERA DEL POSCHAVISMO

Una muerte rodeada de mentiras

EMILI J. BLASCO / CORRESPONSAL EN WASHINGTON
Día 07/03/2013

Fotos trucadas, falsos mensajes de Twitter, diálogos inexistentes… Así se ocultaron los últimos días de Chávez

La recta final de la enfermedad de Hugo Chávez fue una historia jalonada de mentiras oficiales. La más descarada fue la distribución de fotos en las que el presidente venezolano y sus hijas supuestamente aparecían leyendo la edición del diario cubano Granma del día 14 de febrero. Pero no fue la única manera de intentar engañar a Venezuela y al mundo.

La necesidad de simular que Chávez estaba capacitado para actuar de presidente desde el lecho de la enfermedad -completamente contradictorio con su incapacidad para juramentar el cargo- generó situaciones esperpénticas. Como la producción de firmas que médicos y grafólogos acogieron en general con escepticismo. Algunas de ellas eran completamente calcadas, como repetidas digitalmente, cuando dos rúbricas de la misma persona nunca tienen los trazos idénticos.

Todo indica que las fotografías de Chávez con sus hijas correspondían al postoperatorio de una intervención previa. La principal prueba sería la nariz de María Gabriela, que en la imagen aparece sin la modificación de la cirugía estética que se hizo en noviembre de 2012. Las redes sociales, además, demostraron lo fácil que era colocar cualquier periódico en las manos de Chávez. Si el propósito era dar una fe de vida, el Gobierno debía haber facilitado un vídeo. Además, si su estado de salud era el que las fotos indicaban, nada impedía que cuando tres días después llegó a Venezuela hubiera aparecido unos instantes ante las cámaras.

Las fotos tenían probablemente como misión aparentar un estado de salud que convenciera a todos, si unos días después se anunciaba que Chávez había juramentado en el Hospital Militar de Caracas, de que efectivamente había sido así aunque no hubiera testimonio gráfico. La posibilidad de una juramentación ficticia, con connivencia de los miembros del Tribunal Supremo, estaba en marcha como opción alternativa. Los dos planes se vieron finalmente desbaratados.

Diálogos de sordos

El día de esa llegada a Caracas, la cuenta de twitter de Chávez, tras semanas en silencio, lanzó tres trinos. «Hemos llegado de nuevo a la Patria venezolana. Gracias Dios mío!! Gracias Pueblo amado!! Aquí continuaremos el tratamiento», decía uno de ellos. La sospecha de su falsedad se basa en que algunos elementos de grafía son comunes a la manera de escribir del ministro Jorge Arreaza, casado con otra de las hijas de Chávez, Rosa Virginia. También que esos tuits del 18 de febrero fueron los últimos de la cuenta. Si Chávez estaba en condiciones físicas para escribir eso, indudablemente hubiera escrito más mensajes.

Otro engaño al pueblo fueron las aseveraciones del vicepresidente Maduro y otros ministros acerca de diálogos con el enfermo. Con ello querían superar ante los ciudadanos las dudas de legitimidad de su continuidad como Gobierno. Cuando ABC desveló que Chávez había perdido la voz, los ministros comenzaron a referirse a otras maneras de comunicación con el presidente.

Algunas situaciones fueron irrisorias, como las supuestas cinco horas de trabajo que tuvo con Maduro, según aseguró este, el 22 de febrero, el mismo día que unos análisis habían diagnosticado un claro avance de tumoración en el pulmón del paciente. Tras esa fecha, ningún ministro subió al piso del Hospital Militar donde supuestamente seguía Chávez, a pesar de que todos insistían que allí permanecía.

—————————————————————————————————————————————————

Cubanos rinden homenajes a su fallecido aliado y benefactor

Desde que Chávez llegó al poder mostró interés en acercarse políticamente a Cuba

imageRotate
EL UNIVERSAL
viernes 8 de marzo de 2013
La Habana.- Decenas de miles de cubanos hicieron largas y zigzagueantes filas de horas para rendir homenaje al fallecido presidente venezolano Hugo Chávez, un aliado que los apoyó en los tiempos duros.Las autoridades colocaron un enorme fotografía del rostro Chávez con su tradicional camisa roja en el Memorial a José Martí de la Plaza de la Revolución, por donde fueron desfilando uno a uno hombres y mujeres de todas las edades. La imagen estaba rodeada de coronas de flores blancas y rojas enviadas por los hermanos Fidel y Raúl Castro, citó AP.

Durante toda la jornada se montó además al lado de la fotografía una guardia de honor.

“Estamos aquí todos con él. No puedo expresar mucho, pero quiero decir: “Siempre con Chávez'”, dijo la cubana Violeta Lugo de 47 años.

Algunas personas se detenían unos segundos o se persignaban, otras se cuadraban en gesto militar y unas pocas incluso lloraban ante la foto.

Martha López y Regina Arioza, de 76 y 78 años se vistieron de rojo, soportaron la larga cola y rindieron su homenaje compungidas: “Estamos aquí por Chávez y por ese bravo pueblo como dice su himno”.

Los gestos de solidaridad a Chávez se extendieron por todo el país y el presidente Raúl Castro , quien se encontraba en la ciudad de Santiago, puso una rosa blanca frente a una foto del venezolano y se cuadró.

Poco después el mandatario cubano viajó a Caracas para participar de las honras finales del fallecido gobernante.

“Chávez se ha introducido en la historia de su país y de nuestro país”, dijo Castro.

“Lo que logramos avanzar con la influencia de él en estos años no (lo) retrocedamos”, expresó en reconocimiento de la importancia que la relación con Venezuela tiene para la isla. “El pueblo venezolano sabrá defender sus conquistas y nosotros como hasta ahora estaremos junto a ellos, rodilla en tierra”, agregó el presidente cubano.

El vicepresidente Miguel Díaz-Canel abrió el homenaje en La Habana, en donde también estuvieron los miembros del cuerpo diplomático.

Chávez “es un hijo de la revolución caribeña y latinoamericana. Parafraseando a mi primer ministro: ha sido una luz que apuntaba adonde debemos seguir”, expresó a periodistas el embajador de San Vicente y las Granadinas, Dexter Rose.

Poco después la representante argentina Juliana Marino dijo que a pesar del duro golpe que sufrió Venezuela con la pérdida de Chávez estaba segura de que se daría continuidad a las ideas del mandatario.

Muchos de los cubanos que pasaron por la Plaza de la Revolución recordaron agradecidos la solidaridad que el gobernante mostró con Cuba, a donde llegó en los 90 en plena crisis y a la cual benefició con la venta con créditos blandos de petróleo –vital para la isla– y acuerdos en los sectores estratégicos como telecomunicaciones, pesca, níquel o alimentos.

También el acuerdo firmado a comienzo de los 2000 que permitió que miles cooperantes cubanos, médicos y técnicos, trabajen en Venezuela en los programas sociales impulsados por Chávez y quienes luego apoyan a sus familias con dinero o trayendo en sus viajes de descanso a la isla equipos electrodomésticos, computadoras, repuestos para autos o ropa.

Cuando fue elegido presidente en 1998, Chávez dijo que no estaba dispuesto a aislar a Cuba y por el contrario se convirtió en un aliado y amigo de Fidel Castro, quien lo veía como su sucesor latinoamericano.

—————————————————————————————————————————————————-

La Habana se juega la supervivencia del régimen

ABC.es CARMEN MUÑOZ CMUNOZCAMOS / MADRID
Día 07/03/2013

Con la muerte de Hugo Chávez, pierde a su «hijo político» y puede verse abocado a otro «periodo especial» como le ocurrió tras la caída de la URSS

Con la muerte del «hijo político» de Fidel Castro, la dictadura cubana no solo pierde a su principal valedor internacional sino que, a medio plazo, puede encontrarse sin el petróleo con que ha mantenido a duras penas una economía al borde de la bancarrota desde la caída de la Unión Soviética en 1991. El régimen castrista ha desempeñado un papel clave durante toda la enfermedad de Hugo Chávez, durante la que se ha llegado a afirmar —sobre todo en su hora final— que decisiones clave del Gobierno venezolano se tomaban con la connivencia de La Habana. Los castristas sabían lo que se jugaban.

Raúl y Fidel Castro se aseguraron antes de que muriera Chávez de que el «delfín» designado fuera el vicepresidente Nicolás Maduro frente a su rival en el chavismo, el presidente de la Asamblea Nacional,Diosdado Cabello, un nacionalista menos predispuesto a «regalar» la riqueza petrolera venezolana. El mismo Cabello envió un mensaje a la Casa Blanca, a través de la embajada de Estados Unidos en Caracas, en el que se presentaba como el líder venezolano que ni quiere a los cubanos ni éstos lo desean, frente a un Maduro que tiene el beneplácito de Cuba, según informó ABC desde Washington.

Sintonía ideológica y personal

La sintonía ideológica y personal que unía a Fidel Castro y Hugo Chávez era tal, que el líder bolivariano prefirió un quirófano cubano frente a una opción rusa o brasileña, al mismo tiempo que se aseguraba de que la gravedad de su enfermedad se guardaba como un secreto de Estado. Es más, Chávez acabó muriendo en Cuba, según confirmaron a este diario fuentes próximas a su equipo médico.

«Chávez sintió en su carne nuestros problemas e hizo cuanto pudo con generosidad»

El régimen cubano sabía muy bien a qué se refería e insinuaba sus temores cuando reaccionó a la muerte de Chávez con la frase «sintió en su carne nuestras dificultades y problemas, e hizo cuanto pudo con extraordinaria generosidad, especialmente en los años más duros del periodo especial (tras el fin de los subsidios soviéticos)». En el año 2000, Chávez se com prometió a suministrar a Cuba unos 100.000 barriles de petróleo diarios en condiciones preferentes, lo que representa el 60 por ciento de sus necesidades energéticas. A su vez, más de 40.000 profesionales cubanos, la mayoría del sector sanitario, apoyan los proyectos sociales del chavismo, lo que supone el ingreso de más de 6.000 millones de dólares anuales en las arcas cubanas.

Archivo Cuba, una organización sin ánimo de lucro con sede en EE.UU., tiene registrada la «acelerada expansión» de estos «soldados de la revolución o trabajadores exportables esclavos» en Venezuela: de 250 sanitarios en 2002 pasó a unos 30.000 entre 2008-2012 (de 15.000 a 17.000 eran médicos). María Werlau, directora de Archivo Cuba, denunciaba hace poco a ABC cómo las misiones médicas internacionales de Cuba han contribuido a la duración de la dictadura instaurada en 1959. «Le proporcionan recursos financieros en moneda dura y, al mismo tiempo, influencia política y simpatía a nivel internacional», señalaba Werlau.

Con el petróleo venezolano, los Castro han prolongado una década más su dictadura, con la puesta en marcha solo de reformas económicas de limitado alcance. Sin el maná que Chávez utilizó hábilmente como arma política, la apertura total en Cuba será cada vez más inevitable.

—————————————————————————————————————————————————-

Miles de simpatizantes han pernoctado junto a la Academia Militar

Todo listo para el último adiós a Chávez

[foto de la noticia]

Afp | Caracas

viernes 08/03/2013 

Miles de venezolanos vestidos de rojo ‘chavista’ han acudido este viernes a la Academia Militar de Caracas para asistir al funeral de Estado del presidente Hugo Chávez, acto en el que ha confirmado su presencia una treintena de jefes de Estado y de gobiernofundamentalmente del continente americano pero también de otras partes del mundo.

Entre ellos se encuentra el Príncipe Felipe, quien ha aterrizado en el aeropuerto de Maiquetía a las 5.00 hora local (9.30 GMT). Allí ha sido recibido por el viceministro de Exteriores venezolano Temir Porras y el embajador de España en Caracas, Antonio Pérez-Hernández.

Muchos de los simpatizantes del fallecido líder bolivariano han querido pasar la noche en la vasta explanada adyacente al recinto militar, durmiendo en improvisados camastros elaborados con cartones y periódicos.

Aparcar diferencias

La plaza todavía se encuentra llena de la basura dejada por los miles de partidarios del comandante que durante la jornada de ayer guardaron hasta seis horas de cola bajo el sol para entrar en la capilla ardiente y presentar sus últimos respetos a Chávez.

De entre la multitud sobresale Gianelly Rangel con una bandera de Venezuela sobre sus hombros. Rangel dice haber hecho cola durante más de 24 horas con sus dos hijas y su hermana para despedir a su héroe, “el gran hombre del siglo XXI. “Estoy muy orgullosa de ver a todos los jefes de Estado”, apunta en relación a la amplia representación internacional en las exequias. A su juicio, Chávez “tiene que ir al Panteón, se lo merece”.

El funeral por el presidente se celebra este viernes a partir de las 10.00 horas (16.30 hora peninsular española). Casi todos los presidentes de América Latina han viajado hasta Venezuela, en una delegación que incluye a tradicionales aliados como Raúl Castro (Cuba), Evo Morales (Bolivia) y Dilma Rousseff (Brasil), y también a otros representantes menos afines ideológicamente como Juan Manuel Santos (Colombia) o Sebastián Piñera (Chile).

“Les deseo que sepan afrontar estos caminos difíciles, siempre dentro de la libertad, la democracia, el progreso, esos son los compromisos que tenemos cada una de las democracias en América Latina”, ha declarado Piñera a los periodistas a su llegada al aeropuerto.

Todos los latinoamericanos, ha añadido, “podemos en estos momentos de dolor aprender que más allá de nuestras diferencias. Somos latinoamericanos y juntos debemos construir un futuro mejor” agregó.

Jura de Maduro

Los presidentes de Irán (Mahmoud Ahmadinejad) y Bielorrusia (Alexander Lukashenko), países rechazados por gran parte de la comunidad internacional pero a los que Chávez dio su respaldo, también una aparición especial en honor de la figura de la izquierda radical que también rendirán honores a un dirigente que a su vez llegó a tener importantes lazos diplomáticos con los máximos representantes de Siria (Bashar Asad) y Libia (Muammar Gadafi).

Una vez concluya la ceremonia religiosa en su memoria, el cadáver de Chávez será embalsamado y quedará expuesto en una urna de cristal en el futuro Museo de la Revolución “para que todo el mundo pueda contemplarlo como a Ho-Chi Ming, Lenin y como Mao Tse Tung”. Sus restos permanecerán siete días en el recinto vestido con su uniforme y con todas sus condecoraciones.

También está previsto que horas después del funeral el vicepresidente Nicolás Maduro jure como presidente interino Está previsto que la ceremonia se celebre a las siete de la tarde (00.30 del sábado en la península).

El presidente de la Asamblea Nacional venezolana, Diosdado Cabello, ha adelantado que una vez se produzca la investidura de Maduro como presidente, él mismo se encargará de anunciar laconvocatoria de elecciones. Según la Carta Magna, los comicios deberían celebrarse en el plazo de 30 días.

—————————————————————————————————————————————————-

Chavismo inicia nueva etapa bajo el liderazgo de Maduro y Cabello

Existen dudas acerca de si habrá una lucha entre ambos o conformarán una dupla de gobierno.

por P. Schwarze – 07/03/2013 – 

Rivales o aliados complementarios. Los dos principales dirigentes del oficialismo tras la muerte de Hugo Chávez, el vicepresidente Nicolás Maduro y el titular de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, se enfrentan a la tarea de conducir el gobierno, encabezar el sector y mantenerse en el poder. Sin embargo, no está claro qué tipo de relación se establecerá entre ambos líderes ante la desaparición del Presidente venezolano, si se iniciará una lucha soterrada por el poder entre ambos o si establecerán un tándem que le dé fuerza y estabilidad al chavismo ante el fallecimiento de su líder histórico y natural. Eso, pese a que Maduro fue ungido públicamente por el propio gobernante, antes de su último viaje a La Habana, como su sucesor y delfín.

Ya cuando Chávez estaba tratándose en Cuba, en diciembre pasado, el propio Maduro se refirió al supuesto enfrentamiento político que mantendría con Cabello. “Dicen que Diosdado, Rafael Ramírez (ministro de Petróleo y Minería) y yo estamos enfrentados. Dicen que soy (León) Trotsky y que Diosdado es (Josef) Stalin (los dos dirigentes soviéticos que lucharon por el poder tras la muerte de Lenin). Ridículos es lo que son, ridícula es la derecha. En Chávez hemos construido algo más que un simple compañerismo, somos camaradas, hermanos, hemos logrado juntos aprender a trabajar en equipo, leales a Chávez, a este pueblo que se la juega todos los días por la revolución”, dijo Maduro en un acto donde también estaba presente el presidente del Poder Legislativo.

Lo cierto es que las diferencias en los perfiles de ambos dirigentes son evidentes, tanto para que puedan enfrentarse como para complementarse en un trabajo en conjunto. Maduro trabajó como chofer en los buses del sistema de Metro de Caracas, se hizo dirigente sindical y conoció a Chávez tras el golpe fallido de 1992, cuando el teniente coronel estaba en la cárcel. El vicepresidente tiene una base ideológica izquierdista y es muy cercano a Fidel y Raúl Castro. De hecho, se ganó la confianza del ahora fallecido líder y fue escalando poco a poco posiciones en el gobierno chavista, como diputado, presidente de la Asamblea Nacional, canciller y “número dos del gobierno”.

Diosdado Cabello, en tanto, proviene del mundo militar, donde trabó amistad con Chávez y participó en la asonada golpista de 1992. Pasó a la reserva y se mantuvo fiel a Chávez y conservó hasta hoy sus vínculos con las filas castrenses. Fue Cabello quien, siendo vicepresidente, asumió la jefatura de Estado por un día y organizó la operación para que Hugo Chávez retomara el poder durante los convulsionados días de abril de 2002, en el golpe de Estado antichavista. A diferencia de Maduro, en Cabello está marcado un sello nacionalista y no simpatizaría del todo de la estrecha relación con La Habana. Pero su manejo de los hilos del poder en Venezuela y sus contactos con el mundo castrense lo hacen un poderoso operador político. Sin embargo, Nicolás Maduro ha logrado un mayor manejo político, discursivo y ante las masas, por el contrario de Cabello, que es visto como un actor gris, de hablar parco y sin carisma.

Las diferencias entre ambos surgen en momentos que se abre la discusión si acaso no es Cabello quien debería asumir el gobierno en forma interina, en vista de que Chávez no alcanzó a jurar su nuevo mandato que se inició en enero.

El artículo 233 de la Constitución venezolana establece que cuando se produce una falta absoluta del Presidente electo debe asumir en su reemplazo el titular de la Asamblea Nacional, y que éste debería permanecer en el poder hasta la realización de las nuevas elecciones. Sin embargo, el canciller Elías Jaua declaró el martes que Maduro dirigirá el gobierno en este período. De cualquier forma, debería hacerlo como Presidente interino si quiere ser candidato, porque el artículo 229 prohíbe que sea elegido Presidente quien esté ocupando los cargos de Vicepresidente Ejecutivo, ministro, gobernador o alcalde.

———————————————————————————————————————————————-

Maduro firmó su primer decreto como presidente e inició la transición

InfoBAE.com

Se trata de la orden de siete días de duelo en el país caribeño por la muerte de Hugo Chávez, y que fue publicado por la Gaceta Oficial. Es el primer documento que el actual vicepresidente rubrica como autoridad máxima del país. Así, Maduro se puso al frente del país, mientras el Ejecutivo se prepara para las elecciones

Crédito foto: AP/Miraflores Press Office

Se declaran siete días de Duelo Nacional, entre el 5 y el 11 de marzo de 2013, por el lamentable y penoso fallecimiento e irreparable pérdida del héroe de la patria Hugo Rafael Chávez Frías”, reza el texto estampado con la firma de Maduro.

Maduro, que se desempeñaba como vicepresidente desde la reelección de Chávez en octubre pasado, asumió la presidencia amparado en el artículo 233 de la Constitución venezolana, dijo este miércoles la procuradora, Cilia Flores.

“En el momento en que él (Chávez) desaparece físicamente inmediatamente y de forma automática se pone en vigencia el artículo 233 que establece que se encarga el vicepresidente y por un lapso de 30 días se convocara a nuevas elecciones“, dijo Flores.

El canciller Elías Jaua dijo el martes que Maduro “asume como presidente“, siguiendo además el “mandato” de Chávez, que designó al ahora ex vicepresidente como su heredero político y candidato de las filas oficialistas en las elecciones.

Cientos de miles de sus simpatizantes acompañaron a Chávez en un cortejo fúnebre en Caracas que partió desde el hospital militar, donde falleció, hasta la Academia Militar, donde se instalará durante tres días una capilla ardiente con sus restos. Maduro acompañó el féretro a lo largo del camino.

————————————————————————————————————————————————–

Revive en Cuba el fantasma del período especial

  • Por Iván García Quintero

Gran benefactor de los hermanos Castro, la muerte de Hugo Chávez ha dejado a la isla ante un complejo escenario económico. Qué se dice en las calles de La Habana

Crédito foto: EFE

Para Joel, 29 años, ingeniero, la muerte del presidente venezolano Hugo Chávezmarcará un antes y un después en el panorama político cubano.

“Ahora es muy pronto para poder analizar las consecuencias, negativas o positivas, de un nuevo mandatario en Miraflores. Incluso, si a mediano plazo se convocara a elecciones presidenciales y triunfara Nicolás Maduro, el intercambio de petróleo versus especialistas y médicos cubanos podría sufrir cambios. Siendo optimista, espero que Maduro siga enviando petróleo a Cuba a precios diferenciados. De lo contrario, entraríamos en un nuevo período de crisis dentro de una crisis que ya se extiende por 22 años”, expresa Joel mientras sigue los acontecimientos por TeleSur.

A varias personas que hacían cola en una panadería del Sevillano, reparto habanero del municipio 10 de Octubre, el fallecimiento del líder morocho también les preocupaba.

Sobre todo, si se cortaba el flujo de petróleo a Cuba. En la isla, entre la gente de a pie, el ideario chavista del siglo XXI es algo abstracto.

Lo concreto es que tras la toma de posesión de Chávez, en 1998, su política de bolsillo amplio hacia la revolución de los hermanos Castro y, la venta de 100 mil  barriles diarios de petróleo a precio de saldo, fue la razón principal para que Cuba no retrocediera de golpe al período de las cavernas.

Un alto segmento de la población no olvida los años duros del ‘período especial’. Apagones de 12 horas o más. Fabricas paradas. Y planes de desarrollo engavetados debido a una economía a la deriva y arcas vacías que impedían adquirir combustible en el mercado mundial.

Hugo Chávez fue para Fidel Castro un Santa Claus que llegó del Sur. En lo político la alianza del comandante y el bolivariano ya se sabe lo que representó. Proyectos y alianzas comerciales continentales. Plataformas políticas de nuevo tipo. Y petrodólares a chorros, que contribuyeron a impulsar las peregrinas teorías del socialismo, disfrazado con otro discurso.

Si usted pregunta por las calles de La Habana, percibirá que Chávez, probablemente, tenía más adeptos que Castro. “El hombre era más risueño y jaranero que Fidel y cantaba boleros y rancheras”, apunta un taxista.

La otra razón es  simple. La mayoría de los cubanos de a pie lo identifican como el hombre que nos trajo la luz. También, debido a los miles de compatriotas que colaboran en diferentes misiones creadas por el ex paracaidista de Barinas, cientos, tal vez miles de familias en la isla han podido reparar sus casas o montar un negocio de venta de pacotillas tras su paso por Venezuela.

Es el caso de Lourdes, 32 años, enfermera. Media docena de veces ha viajado a Venezuela. Y con el dinero ahorrado, pudo montar una pequeña empresa de ropa de marcas piratas, bisuterías de fantasías y equipos electrónicos por encargo, como televisores de plasma u ordenadores, que adquiere a través de contactos en Caracas y luego revende en La Habana.

Desde fines de diciembre, Lourdes no ha podido viajar a Venezuela. “El Ministerio de Salud Pública me dijo que hasta nuevo aviso. Quizás la enfermedad de Chávez fuera la causa. Ahora, con la muerte de Hugo tengo el temor que todo el negocio se venga abajo. No me fio de Maduro ni de Cabello. Son del mismo partido, pero si tu tomas como ejemplo el caso cubano, verás que Raúl, a pesar de ser el fiel hermano de Fidel, ha traído a su gobierno gente nueva y eliminado restricciones obsoletas”.

A las 8 y 55 de la noche, el Gobierno cubano dio a conocer una nota de condolencia ydecretó duelo nacional el 7 de marzo y el viernes 8 duelo oficial. Ha llamado la atención que el General Raúl Castro no hubiese realizado una alocución televisiva al estilo de Rafael CorreaEvo Morales o Sebastián Piñera.

En Cuba, las fichas se mueven al ritmo de un danzón lento y cadencioso. Se calcula el margen de error de una palabra. Y la repercusión que pueda tener una oración. Mientras se espera por las pompas fúnebres en Caracas, donde está previsto que asista Castro II,el tema principal de conversación en las calles cubanas es el fallecimiento del mandatario venezolano.

Una muerte anunciada. Un silencio a prueba de bombas controlaba la información sobre el estado de salud de Chávez. Y a falta de noticias transparentes, la gente debía leer entre líneas los crípticos y escuetos mensajes emitidos por Caracas.

En La Habana, simpatizantes y detractores, mostraron respeto en este momento de dolor para los familiares y seguidores del presidente venezolano.

El destino de Venezuela está íntimamente ligado al futuro de Cuba. Debido a gobernantes que han realizado mal sus deberes económicos, hoy la isla es más dependiente que nunca de factores externos.

Muchos venezolanos están viviendo un terremoto emocional con la muerte de su líder. El epicentro del sismo podría llegar hasta La Habana.

Aunque se esperaba, tal vez la desaparición de Hugo Chávez Frías precipiten reformas económicas más profundas en Cuba. La capacidad de maniobra del General Raúl Castro y de Miguel Díaz Canel, su segundo al mando, se pondrán a prueba. Veremos si dan la talla.

———————————————————————————————————————————————–

Maduro aparta a su rival Cabello de la sucesión

ABC.es  VINOGRADOFF / CORRESPONSAL EN CARACAS
Día 07/03/2013

El «heredero» asume todo el poder, pese a que la Constitución dicta que la presidencia interina corresponde al presidente de la Asamblea

El vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, toma en solitario las riendas de la sucesión tras apartar del proceso a su rival, el presidente de la Asamblea, Diosdado Cabello, en un polémico acto que viola la Constitución. Maduro asumirá la presidencia interina del país y será el candidato oficial del chavismo en las elecciones que deberán ser convocadas en un plazo máximo de treinta días.

Antes de ser operado por cuarta vez de su cáncer, el propio Chávez había designado a Maduro como su «sucesor» y candidato presidencial, para quien pidió el voto de sus simpatizantes. Pero la Constitución venezolana establece que, «cuando se produzca la falta absoluta del presidente antes de tomar posesión, se procederá a nueva elección» al tiempo que la presidencia es asumida por el presidente de la Asamblea (Diosdado Cabello). Por «falta absoluta» se entienden los casos de muerte, renuncia, destitución o incapacidad física o mental.

Sin embargo, inmediatamente después de la muerte de Chávez, el ministro de Exteriores, Elías Jaua, afirmó que será Maduro quien asuma la presidencia: «Ahora se ha producido una falta absoluta, asume el vicepresidente de la república como presidente y se convoca a elecciones en los próximos treinta días», afirmó el ministro. La cuestión no debe de estar muy clara, cuando, en la confusión de las primeras horas después de la muerte del comandante, el diputado chavista y expresidente de la Asamblea, Fernando Soto Rojas, había indicado que sería Cabello quien debía asumir el poder interino, informa Efe.

Pugna soterrada

La pugna, aunque soterrada, no es baladí. Maduro es representante del sector civil del chavismo y un protegido de La Habana, desde donde se ha pilotado el proceso de transición durante la enfermedad de Chávez. En tanto que Cabello es un militar, viejo compañero de Chávez desde sus años golpistas, con un fuerte predicamento en el aparato del chavismo, más ligado a los sectores nacionalistas y poco de fiar para Cuba, que teme que con él se acabe el flujo de petróleo subvencionado con el que sobrevive la isla.

En los dos actos en los que se anunció el desenlace de la enfermedad de Chávez apenas se vio a Cabello. Este se encontraba en los funerales de su madre, recientemente fallecida. Pero no por eso su ausencia dejó de ser significativa. Una vez desaparecido el presidente, ya no quedan motivos para disimular la rivalidad con la que ambos pelean por el poder.

Compañero de armas

Pese a ser su compañero de armas y a haber participado en la intentona golpista del 4 de febrero de 1992, Diosdado Cabello no fue el elegido por el dedo de Chávez como heredero. Lo fue el autobusero y sindicalista Maduro. Y ni corto ni perezoso, el vicepresidente ya se puso a hacer campaña desde principios de diciembre, cuando viajó Chávez a Cuba para operarse por última vez.

Maduro ha mimetizado el discurso de Chávez en fondo y forma. Ha imitado la entonación de voz -un tanto sargentona- del comandante. Y ha mimetizado su agresividad con todo el que no comulga con el chavismo. Sin embargo, la opinión generalizada es que Maduro por ahora no pasa de ser una mala copia de Chávez. Varios analistas ya le señalan que sería preferible que adquiriera un estilo propio y original. Con ningún éxito por ahora.

Maduro ha mimetizado el discurso de Chávez en fondo y forma

Cabello no ha dicho ni una palabra sobre la aparente violación de la Constitución con la que se ha investido a Maduro de poderes presidenciales. Ayer, en el cortejo fúnebre del comandante, de su viejo compañero de armas, se le vio cabizbajo, como ausente.

Sobre el desarrollo político del poschavismo aún no hay nada definitivo. La designación del presidente interino debería hacerla la Asamblea, antes de la convocatoria de comicios, si bien algunos analistas señalan que Maduro y Cabello habrían llegado a un pacto para repartirse las parcelas de poder. En medios críticos del chavismo se recuerda a este respecto que a Cabello no se le puede descartar por las buenas, ya que tiene en su poder un «explosivo» dosier sobre la corrupción en el chavismo.

Días de tregua

En todo caso se espera que, durante estos días de duelo, no se llegue a tomar ninguna decisión de alta política. Que se mantenga la pugna por el poder al margen. La oposición, que multiplica los llamamientos a la concordia y la unidad, se apresuró anoche a anunciar su candidato para las próximas elecciones. Será, como se esperaba, Henrique Capriles, aunque este aún debe ganarse la adhesión de los sectores más críticos con su anterior campaña.

La próxima semana, cuando bajen las turbulentas aguas de las emociones desatadas durante estos días tras la muerte del comandante, sí estarán abocadas a resolver las varias batallas internas que ambos bandos deben resolver antes de enfrentarse en las próximas elecciones.

Las encuestas dan una sustancial ventaja a Maduro sobre la oposición. Y es de esperar que la emotividad disparada en las exequias de Chávez contribuya a potenciar aún más la imagen del sucesor. No se espera una campaña basada en programas ni propuestas, sino en sentimientos, mitos y leyendas que comienzan a multiplicarse durante estos días.

————————————————————————————————————————————————–

La economía bolivariana: Casi 1.000 empresas estatizadas, deuda pública récord y alta inflación

Radio Santiago  en Economía el 7 marzo, 2013

El “socialismo del siglo XXI” de Hugo Chávez se hizo sentir en la economía venezolana, que durante su mandato aplicó los cambios más radicales al modelo económico de dicho país.

Nuevas políticas cambiarias, expansión del gasto público para financiar programas sociales del gobierno y la estatización de casi 1.000 empresas privadas caracterizaron los 14 años de Chávez al mando de Venezuela.

Considerado como el undécimo productor de petróleo del mundo, la revolución bolivariana destinó buena parte de los ingresos que percibió por la venta de crudo a financiar los millonarios programas sociales que buscaron disminuir la pobreza.

Cuando Chávez asumió el poder en 1999, el barril de crudo no superaba los US$22, una cifra considerablemente menor a los US$100 promedio con que se transa actualmente en los mercados. El auge del “oro negro” permitió recaudar US$800 mil millones (al 2010) a Chávez que en parte fueron destinados a implementar 27 “misiones” para mejorar la salud, la educación y vivienda de los sectores de menores ingresos.

Durante este período, el Estado también se transformó en una de las principales fuentes de empleo para los venezolanos. Se estima que 2,7 millones de personas trabajan para el sector público, un 10% de la población.

El crecimiento experimentado por Venezuela es otro de los puntos que valoran los adherentes al ex gobernante. Estimaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) indican que el Producto Interno Bruto (PIB) creció 5,7% en 2012 y proyectó un 3,3% para este año.

Crece la deuda pública y la política cambiaria

Para sus detractores, el programa económico resultó ser un rotundo fracaso, ya que a diferencia de otros “petroestados” como Arabia Saudita, Kuwait o Irán, los niveles de deuda que tiene Venezuela son altísimos.

Cifras del FMI señalan que la deuda bruta de Venezuela llega al 51,3% del PIB, el doble de lo que registraba en 2008. Para este año estimó que se ubicará en 56,4%.

A modo de ejemplo, Chile tuvo una deuda de 11,4% respecto de su Producto en 2012 y el FMI proyecta un 12,3% este año.

La política cambiaria también tuvo modificaciones durante la era Chávez. Ante la fuga de capitales el gobierno aplicó controles cambiarios que con el paso del tiempo devaluaron la moneda venezolana, el bolívar.

La era de las nacionalizaciones

Más allá de los cambios en la política fiscal y monetaria del país, una de las mayores críticas que se hacen a la era Chávez fue la política de estatización de empresas que incluyó a los sectores más estratégicos de la industria venezolana.

Durante este proceso, se nacionalizaron firmas emblemáticas, como por ejemplo la compañía de telecomunicaciones CANTV, la empresa Electricidad de Caracas; la Siderúrgica del Orinoco del grupo ítalo-argentino Ternium Techint; el banco del grupo Santander en Venezuela y las refinerías de petróleo de Exxon Mobil y ConocoPhillips, entre otras.

El economista venezolano Alexander Guerreo señala que este proceso convirtió “al sector privado en esencialmente pequeños núcleos en los servicios y el comercio, sin mayor poder económico, y desde luego sin proyección política”.

Inflación sobre el 20%

Tras lograr el control de buena parte de la industria venezolana, el gobierno de Chávez se enfrentó a dos rivales que hicieron tambalear a la economía: la crisis energética que sacudió al país entre 2009 y 2010, y los efectos de la crisis financiera internacional en el precio del petróleo. En esos años la economía venezolana retrocedió 3,2% y 1,5%.

Tras la recuperación del precio internacional del petróleo, el Fisco venezolano volvió a recuperar la sonrisa pero, se encontró con un nuevo problema: la inflación.

Durante 2012, la economía venezolana registró una inflación de 20,1% (por debajo del 27,6% de 2011), la más alta de la región.

Los críticos de Chávez también cuestionan la baja productividad del país, hecho que ha impulsado a las importaciones sobre las exportaciones. Y aunque el ex Presidente se enfrentó en reiteradas ocasiones con Estados Unidos, es su principal socio comercial, ya que destina el 40% de sus exportaciones.

PDVSA: La petrolera que hizo de “caja chica” del gobierno

Durante la era Chávez la petrolera estatal PDVSA fue clave en ser la principal generadora de recursos del país. Para los críticos del gobierno, la firma se utilizó como “caja chica” del Estado.

En 2002 Chávez decidió cambiar al presidente y al directorio de la compañía, hecho que fue rechazado por el resto de los trabajadores, que convocaron a un histórico “paro cívico nacional” que incluyó a la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV) y a la Federación de Cámaras de Comercio y Producción (Fedecámaras), uno de los gremios más opositores al “chavismo”.

Chávez llamó a esta paralización como “sabotaje petrolero” y trajo pérdidas por US$14.430 millones y provocó que el PIB de Venezuela cayera 15,8% durante el cuarto trimestre de 2002.

Según el ex gerente de PDVSA Eddie Ramírez, una vez que el paro finalizó fueron despedidos casi 23.000 trabajadores. “A partir de ese evento se inició la declinación de la industria petrolera, hoy manejada como un brazo del partido de gobierno con un tren de ejecutivos y alta gerencia totalmente politizados”, dijo.

Cuenta que los resultados de PDVSA -presidida por Rafael Ramírez- dan cuenta de que la producción de petróleo llegó en 2011 a 2,9 millones de barriles diarios, aunque las agencias internacionales indican que sólo producen 2,4 millones de barriles diarios.

Según la Agencia de Información de Energía de Estados Unidos (EIA), durante los últimos quince años las exportaciones de crudo venezolano cayeron 50%: desde los más de 3 millones de barriles diarios que se enviaban en 1997.

Actualmente la deuda financiera de PDVSA llega a US$40.000 millones, lejos de los US$3.500 millones de pasivos que tenía cuando Chávez asumió la Presidencia de Venezuela. Por eso, en el mercado petrolero llaman a esta empresa el “gigante dormido”.(Fuente: Diario La Segunda)/gap

————————————————————————————————————————————————–

Human Rights Watch: Venezuela, el legado autoritario de Chávez

La organización internacional emitió un comunicado tras la muerte de Hugo Chávez. Señaló que en su gobierno hubo una “notable concentración de poder y abierta indiferencia por los derechos humanos fundamentales”.

por La Tercera – 05/03/2013 – 
© AFP
Tras la muerte de Hugo Chávez, Human Rights Watch emitió un comunicado sobre el estado de los derechos humanos mientras estuvo al frente de Venezuela.

Este es el texto que presentó la organización:

La presidencia de Hugo Chávez (1999-2013) estuvo marcada por una alarmante concentración de poder e indiferencia absoluta por las garantías básicas de derechos humanos.

Tras sancionar una nueva constitución que consagró amplias garantías de derechos humanos en 1999 -y superar un breve golpe de estado en 2002- el Presidente Chávez y sus partidarios desplegaron una estrategia de concentración de poder. Tomaron el control del Tribunal Supremo de Justicia y debilitaron la capacidad de periodistas, defensores de derechos humanos y otros venezolanos de ejercer sus derechos fundamentales.

Al inicio de su segunda presidencia, la concentración de poder y la erosión de garantías de derechos humanos permitieron que el gobierno gozara de plena discrecionalidad para intimidar, censurar y perseguir judicialmente a venezolanos que criticaban al presidente o se oponían a su agenda política. En los últimos años, el presidente y sus partidarios han empleado estas facultades en una gran variedad de casos resonantes, que han repercutido negativamente en amplios sectores de la sociedad venezolana.

Muchos venezolanos continuaron criticando al gobierno. Sin embargo, la posibilidad de sufrir represalias -a través de acciones estatales arbitrarias o abusivas- obligó a periodistas y defensores de derechos humanos a medir las consecuencias de difundir información y opiniones críticas del gobierno, y socavó la capacidad de los jueces de pronunciarse en casos con fuertes implicancias políticas.

OFENSIVA CONTRA LA INDEPENDENCIA JUDICIAL
En 2004, el Presidente Chávez y sus partidarios en la Asamblea Nacional llevaron a cabo un copamiento político del Tribunal Supremo de Justicia, agregando 12 cargos a los 20 integrantes del tribunal, que fueron ocupados por partidarios del gobierno. El Tribunal Supremo, ahora integrado abrumadoramente por miembros leales al gobierno, ha dejado de actuar como contralor del poder ejecutivo. Sus magistrados han rechazado abiertamente el principio de separación de poderes y han expresado su compromiso con la promoción de la agenda política de Chávez. Este compromiso se ha reflejado en las sentencias dictadas por el tribunal, que han avalado una y otra vez la indiferencia del gobierno frente a los derechos humanos.

Existen jueces de tribunales inferiores que han recibido fuertes presiones para no emitir pronunciamientos que puedan disgustar al gobierno. En 2009, el Presidente Chávez exigió públicamente que se condenara a 30 años de prisión a una jueza luego de que esta concediera la libertad condicional a un conocido crítico del gobierno que había estado en prisión preventiva durante casi tres años sin ser juzgado. La jueza a cargo de esta causa, María Lourdes Afiuni, fue detenida y permaneció más de un año en prisión preventiva, en condiciones deplorables. Actualmente sigue cumpliendo arresto domiciliario.

OFENSIVA CONTRA LA LIBERTAD DE PRENSA
Durante la presidencia de Chávez, el gobierno incrementó radicalmente su capacidad de controlar el contenido de los medios de radio, televisión y prensa del país. Sancionó leyes que ampliaron y endurecieron las penas previstas para quienes emitan declaraciones que “ofendan” a funcionarios públicos, prohíben la difusión de mensajes que “fomenten la zozobra en la ciudadanía” y permiten que el gobierno suspenda arbitrariamente canales de televisión, estaciones de radio y sitios web.

El gobierno de Chávez intentó justificar sus políticas en materia de medios de comunicación, calificándolas como medidas necesarias para “democratizar” los canales de señal abierta del país. Sin embargo, en vez de fomentar el pluralismo, el gobierno abusó de su potestad regulatoria para intimidar y censurar a sus críticos. Amplió de uno a seis el número de canales de televisión administrados por el gobierno, a la vez que adoptó medidas enérgicas para reducir la disponibilidad de medios de comunicación que ofrecen una programación crítica del gobierno.

En respuesta a la cobertura periodística crítica, el Presidente Chávez amenazó reiteradamente con quitar del espectro de señales de aire a estaciones y canales privados, impidiendo que se renueve su licencia de transmisión. En 2007, en un acto de discriminación política flagrante, su gobierno impidió que RCTV, el canal de televisión más antiguo del país, renovara su licencia y confiscó sus antenas de transmisión. Tres años después, excluyó de la televisión por cable a RCTV al obligar a los proveedores de televisión por cable del país a dejar de transmitir su programación.

Luego de la exclusión de RCTV, Globovisión fue el único canal importante que mantuvo una postura crítica del presidente. El gobierno de Chávez inició investigaciones administrativas contra Globovisión en forma reiterada, y como resultado este canal ha estado expuesto constantemente al riesgo de suspensión o cierre. También denunció penalmente al presidente del canal, uno de sus dueños mayoritarios y un comentarista invitado luego de que criticaran públicamente al gobierno.

Las medidas de sanción y censura contra medios privados durante el gobierno de Chávez han repercutido fuertemente en emisoras y periodistas. Si bien en la prensa escrita aún es habitual que se critique duramente al gobierno, en Globovisión y otros medios se ha generalizado la autocensura por temor a sufrir represalias del gobierno.

RECHAZO AL EXAMEN DE LA SITUACION DE DERECHOS HUMANOS
Además de neutralizar al poder judicial como garante de derechos, el gobierno de Chávez manifestó su repudio al sistema interamericano de protección de los derechos humanos, eludió cumplir sentencias vinculantes de la Corte Interamericana de Derechos Humanos e impidió que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos efectuara una visita in loco de los problemas de derechos humanos en el país. En septiembre de 2012, Venezuela anunció que denunciaría la Convención Americana sobre Derechos Humanos, una decisión que priva a los venezolanos de un recurso que, durante años y en toda la región, ha constituido el mecanismo externo más importante para obtener una reparación por abusos, ante la inacción de la justicia a nivel interno.

El gobierno de Chávez intentó además impedir que organizaciones internacionales efectuaran un examen de las prácticas de derechos humanos en el país. En 2008, el presidente detuvo por la fuerza y expulsó en forma sumaria a representantes de Human Rights Watch luego de que presentaran un informe donde se documentaban violaciones de normas de derechos humanos cometidas por su gobierno. Tras la expulsión de estos representantes, el entonces Ministro de Relaciones Exteriores Nicolás Maduro, designado ahora por Chávez como su sucesor en el poder, anunció que “cualquier extranjero que venga a opinar en contra de nuestra patria será expulsado de manera inmediata”.

Durante la presidencia de Chávez, el gobierno también procuró desacreditar a defensores de derechos humanos acusándolos de recibir apoyo del gobierno estadounidense para desestabilizar la democracia venezolana. Si bien algunas organizaciones no gubernamentales locales han recibido fondos de fuentes estadounidenses y europeas -una práctica habitual en América Latina, donde el financiamiento por fuentes privadas es escaso- no existen pruebas creíbles de que la independencia e integridad del trabajo de estos defensores se hayan visto comprometidas por la ayuda internacional. No obstante, en 2010 el Tribunal Supremo determinó que las personas u organizaciones que reciban financiamiento del exterior podrían ser juzgadas por “traición a la patria”. La Asamblea Nacional sancionó una ley que impide a organizaciones dedicadas a la “defensa de los derechos políticos” o el “control sobre los poderes públicos” recibir financiamiento internacional. También estableció severas multas para las organizaciones que “inviten” a extranjeros cuyas opiniones “ofendan” a las instituciones del gobierno.

APOYO A GOBIERNOS REPRESIVOS
El Presidente Chávez rechazó también los esfuerzos internacionales para promocionar los derechos humanos en otros países. Venezuela votó consistentemente en contra de las resoluciones de la Asamblea General de Naciones Unidas que condenaban las prácticas abusivas de Corea del Norte, Myanmar, Irán y Siria. Respaldó públicamente al presidente sirio Bashar al-Assad, al presidente libio Muammar Gaddafi y al presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad, y además distinguió a cada uno con la “Orden del Libertador”, la máxima condecoración oficial otorgada por Venezuela.

El principal aliado de Venezuela durante la presidencia de Chávez fue Cuba, el único país de América Latina donde se reprimen sistemáticamente casi todas las formas de disenso político. El Presidente Chávez señaló a Fidel Castro -quien se mantuvo al frente del gobierno represivo en Cuba hasta que debió retirarse en 2006 por motivos de salud- como su modelo y mentor.

—————————————————————————————————————————————————-

Chávez y sus polémicas alianzas

(EFE)

Caracas, 5 mar (EFE).- El rechazo a la “hegemonía imperialista” y el deseo de impulsar un mundo “multipolar” llevaron al presidente venezolano, Hugo Chávez, a establecer durante sus 14 años de Gobierno polémicas alianzas con gobernantes de Irán, Siria, Libia o Bielorrusia, algunos bajo sanciones internacionales.

Leal a sus declaraciones de amistad, fue prácticamente el único líder mundial en apoyar a ultranza al fallecido exdictador libio Muamar el Gadafi -un “mártir”, dijo- derrocado en octubre de 2011 tras más de 40 años al frente del país, y siguió siendo un fiero defensor del presidente sirio, Bashar al Asad, al que consideró “víctima de una arremetida fascista”.

Precisamente en una visita de su “hermano” Al Asad a Caracas en junio de 2010, Chávez bromeó al decir que ambos formaban parte del llamado “Eje del Mal”, el grupo de países a quienes el expresidente estadounidense George W. Bush puso en su punto de mira y en el que incluyó a Irak, Irán y Corea del Norte.

Pero Chávez matizó entonces que las siglas de ese grupo correspondían al “Movimiento de los Aliados Libres” (MAL), que incluía a todos aquellos países que contribuyen a la creación de un mundo “multipolar” y que citó como enemigos comunes “el imperio yanqui y el Estado genocida de Israel”.

Desde que Chávez llegó al poder en 1999, las relaciones exteriores de Venezuela -el país con las mayores reservas probadas de petróleo del mundo- no han dejado de levantar polvareda.

Chávez recibió varias veces la visita al país del presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, incluso en medio de las tensiones en el Golfo Pérsico y una creciente presión de parte de los países occidentales por el supuesto programa nuclear con fines militares de Teherán.

“No quisiéramos que esa tarea nos hubiera tocado. Pero nos ha tocado, frenar, frenar, frenar la locura imperialista que ahora se ha desatado como nunca antes jamás en mucho tiempo”, indicó entonces Chávez.

Con la llegada de Ahmadineyad al Gobierno en 2005, la relación entre Venezuela e Irán se ha estrechado tanto ideológicamente como en el sector económico, con cerca de 5.000 millones de dólares de intercambio comercial, además de acuerdos de cooperación en sectores como el energético.

Esta alianza no ha sido bien vista por países como Estados Unidos quien, a través del Departamento de Estado, sancionó en mayo de 2011 a siete empresas internacionales, entre ellas la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), por apoyar el sector energético de Irán.

Las sanciones, de carácter administrativo, no se tradujeron en hechos concretos y, de hecho, Venezuela no dejó de enviar los 1,2 millones de barriles diarios a Estados Unidos, su principal cliente comercial, pese a las multitudinarias manifestaciones de protesta protagonizadas por el oficialismo.

Junto con Irán, las relaciones son Siria, Libia o Bielorrusia centran la mirada internacional, que también sigue de cerca la estrecha relación militar con Rusia o una cierta transigencia hacia el régimen norcoreano.

La relación de Chávez con Gadafi se remontaba a 2004. Compañeros de batallas en la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), en Venezuela todavía recuerdan la “jaima” que el entonces líder libio instaló en la turística isla de Margarita en septiembre de 2009 para la II Cumbre América del Sur-África (ASA).

También polémica fue su relación con el jefe de Estado bielorruso, Alexandr Lukashenko, al que algunos consideran el último dictador de Europa y con cuyo país Venezuela tiene un intercambio comercial de 2.000 millones de dólares con acuerdos de construcción, petroleros y de distribución de gas.

Los vínculos con Siria datan de 2006 y se han traducido en una treintena de convenios, principalmente en materia alimentaria y también energética, como la que incluyó la construcción de una refinería en Homs.

El caso norcoreano es el más ambiguo dentro de las relaciones diplomáticas venezolanas. El 19 de diciembre del año pasado, Chávez manifestó su “sincero pesar” por el fallecimiento del líder de Corea del Norte, “camarada” Kim Jong-il.

Venezuela y Corea del Norte han ampliado relaciones comerciales desde la llegada de Chávez al poder quien ha salido al paso a las críticas de Estados Unidos al régimen coreano.

Así, a finales de 2010, el mandatario venezolano achacó una crisis militar entre Corea del Norte y Corea del Sur a una “acción premeditada de factores de la ultraderecha” de Estados Unidos.

Las relaciones con Cuba merecen un capítulo aparte. Chávez vinculó a la revolución cubana con su proceso político y consideró a Fidel Castro, un “padre” al que elogió constantemente y en el que ha buscado inspiración para su gobierno.

————————————————————————————————————————————————-

Chávez, elevado a la categoría de héroe nacional

LUDMILA VINOGRADOFF / CARACAS
Día 06/03/2013

El cortejo multitudinario formará parte del mito y la leyenda que han construido alrededor de su figura

Ningún otro líder venezolano como Hugo Chávez, que murió este martes a los 58 años, había tenido un funeral tan emotivo y multitudinario como el que ha recibido en su cortejo fúnebre por las calles de Caracas, llevado casi en hombros por cientos de miles de simpatizantes desde el Hospital Militar hasta la Academia Militar, un largo trayecto de más de 5 kilómetros.

El recorrido fúnebre pareció un largo rio rojo que desfiló lentamente por las calles de la capital venezolana en su última despedida. Ningún otro presidente que ha muerto en los últimos años por mencionar a Carlos Andrés Pérez y Rafael Caldera había recibido un homenaje de esa magnitud. Chávez realmente debe estar orgulloso de la despedida que le brindaron, acompañado además de presidentes extranjeros como el boliviano Evo Morales, que marchó a brazo partido con los caraqueños, bajo un sol implacable.

Sus restos nunca se mostraron al público. El ataúd estuvo siempre cubierto con la bandera tricolor desde que salió del hospital militar, llevado en el techo de una camioneta que recorrió a menos de 5 km el trayecto, hasta la Academia Militar. El cortejo multitudinario formará parte del mito y la leyenda que han construido alrededor de su figura. Los artistas hollywoodenses Sean Penn, Oliver Stone y Danny Glover ya se encargarán de producir alguna película del personaje.

Entre los artistas venezolanos, el conductor de televisión Winston Vallenilla dijo desde el hospital militar que «Debemos mantener todos los logros que ha dejado el Presidente y seguir batallando con el corazón que ha sido la mejor arma que hemos tenido los revolucionarios».

«Cada uno de nosotros somos Chávez»

Dijo estar «emocionado porque dentro de toda la tristeza que tenemos, ahora más que nunca cada uno de nosotros somos Chávez, él dejó la semilla sembrada en nuestros corazones y hay que seguir trabajando por esta hermosa patria».

Acotó que Chávez dejó en su persona, «unsentimiento de amor por todo lo nuestro, de lucha, batalla, esperanza, de que sí se puede lograr las cosas cuando se trabaja con mística, honestidad y honor. Él rescató ese pueblo que era invisible durante muchos años, nos devolvió el amor y la esperanza a cada uno de nosotros».

«Ningún gobierno me había dado tanto»

En la céntrica Avenida Lecuna, una mujer de tez morena de unos 35 años exclamaba gritando por los micrófonos de Venezolana de Televisión: «Chávez me dio una vivienda, le estoy muy agradecida y doy mi vida por el comandante. Ningún otro gobierno me ha dado tanto».

Joanny Becerra, un vendedor ambulante, hizo su agosto ayer en la marcha fúnebre vendiendo gorras, fotografías, pegatinas, pancartas, muñecos con la imagen de Chávez, relojes con la cara de Chávez, pitos, banderas, y toda suerte de recuerdos y souvenirs alrededor del comandante.

Jacqueline Faría, la autoridad municipal de Caracas, nombrada por Chávez para desplazar al alcalde opositor Antonio Ledezma, dijo «Yo soy Chávez, hay que ser como él y parecerse a él, trabajador y cumplidor como él solo. Vamos a seguir defendiendo la patria. Esa semilla que Chávez sembró la vamos a hacer crecer millones de venezolanos que vamos a continuar su obra. Vamos rumbo al socialismo. Esta patria es socialista».

Una anciana de 73 años se abría paso entre la multitud hasta acercarse a los micrófonos de la cadena de televisión pública. «He recibido una vivienda y medicinas. Ningún gobierno antes me había dado tanto».

La mitología de Chávez, cuyo carisma y simpatía ningún otro político ha podido superar, se ha construido sobre la base de ingentes recursos del Estado, la hegemonía de los medios de comunicación y el control sobre los medios independientes.

La estructura de los medios públicos abarca más de 400 medios que incluyen canales de televisión, emisoras de radio, periódicos, revistas y el monopolio de la Televisión Digital Abierta, que ponen en desventaja a los medios privados. Además hay una ley que restringe la libertad de expresión y los avisos publicitarios.

En sus 14 años de poder Chávez habló más de 5.000 horas por los medios de comunicación, entre cadenas obligadas de transmisión de la radio y televisión y sus programas «Aló Presidente». Con este poder comunicacional fue construyéndose el mito del líder bolivariano en el plano nacional e internacional. Ninguno como él fue tan mediático aunque su sucesor Nicolás Maduro le sigue los pasos como una mala copia.

En la marcha los seguidores chavistas ya mencionaban a Maduro como el heredero natural y designado de Chávez. La frase «Todos somos Chávez», «Amo a Chávez», «Chávez es todo corazón», «Chávez vive» y «Maduro es Chávez, vamos a votar por él» ha calado hondo entre sus simpatizantes. Su imagen de generoso comparable a la de Jesucristo fue gracias a los altos precios del petróleo. Sin petróleo regalado a manos llenas nunca hubiera conquistado tantos corazones dentro y fuera del país, sin contar la incontrolable corrupción que se generó con el asunto.

El entierro

Al concluir el tercer día del velatorio al público en la Academia Militar, es decir, el viernes cuando se celebre la ceremonia con los mandatarios invitados que han venido a Caracas para despedirse de Chávez, anunciarán dónde va a ser enterrado.

Hasta ahora ninguna autoridad ha revelado el misterio de su entierro por lo que se especula que sería en el Mausoleo que construyó la Presidencia de la República con el fin de destinarlo al Libertador Simón Bolívar, cuyos restos reposan en su cripta del Panteón Nacional.

Por la red han circulado muchas versiones de los chavistas que piden que Chávez sea colocado en el Panteón Nacional al lado de la tumba de Bolívar o que estrene el Mausoleo con forma de una ola blanca gigantesca. En todo caso el Chávez religioso y místico ha sido elevado a la categoría de héroe nacional o padre de la patria socialista y no hay duda que su heredero continuará alimentando ese mito.

El cofre con sus restos tardó más de seis horas en llegar a la capilla ardiente de la Academia Militar.

————————————————————————————————————————————————-

La gasolina más barata del mundo

Los enormes ingresos del petróleo compensan una economía ineficiente e intervencionista

Un surtidor de gasolina en una estación de Caracas. / REUTERS

En los 14 años que ha estado Hugo Chávez en el poder, el bolívar venezolano ha perdido más del 90% de su valor mientras que el petróleo ha multiplicado por 10 su cotización. La unión de ambos factores ha supuesto que los ingresos del Estado en bolívares por cada barril de petróleo exportado se han multiplicado por 100 durante su mandato. Esa inmensa riada de dinero es el que ha permitido al Gobierno de Chávez disparar el gasto público, reducir la pobreza y el desempleo, contentar a su base electoral y mantener a flote una economía cada vez más ineficiente, en la que el control de cambios y de precios ha provocado toda clase de distorsiones, ha ahuyentado la inversión extranjera y golpeado a la industria local.

En Venezuela, echar gasolina es prácticamente gratis. El litro cuesta 0,097 bolívares, esto es, un céntimo de euro al tipo de cambio oficial y la cuarta parte al paralelo. El gasóleo cuesta la mitad. El precio se ha mantenido congelado desde 1996 en una economía con hiperinflación. Las subidas se han convertido en tabú por el recuerdo del Caracazo, la serie de protestas y disturbios en los que la brutal represión provocó cientos de muertos en 1989 cuando el Gobierno de Carlos Andrés Pérez aprobó una subida del 30% en el precio de la gasolina dentro de un paquete económico recomendado por el FMI, de esos repletos de recetas neoliberales que fracasaron estrepitosamente en el país. El precio más barato del mundo ha provocado que Venezuela, la potencia petrolera, se convierta en importador de gasolina. Las refinerías locales, antaño entre las mejores del mundo, no dan abasto ante una demanda desbocada.

EL PAÍS

Es solo una de las paradojas de una economía llena de ellas, una economía de supuesto ideario socialista, pero en la que el consumismo y la libertad absoluta de horarios comerciales campan a sus anchas. La dialéctica antinorteamericana ha dominado el discurso de Chávez, pero Estados Unidos es su principal comprador de petróleo.

Venezuela ha llegado a tener hasta cuatro tipos de cambio para su moneda frente al dólar (el de productos básicos, el general, el de operaciones financieras y el del mercado negro). Durante años, la diferencia entre el tipo de cambio oficial y el del mercado paralelo convirtió en un preciado tesoro el cupo de divisas concedido por la Comisión de Administración de Divisas (Cadivi) a quienes viajan al extranjero. El descontrol cambiario ha convertido a los venezolanos en turistas subvencionados. Aunque el régimen se ha ido endureciendo, hubo momentos en que el cupo en dólares permitía utilizar la mitad en viajar a Europa, Miami o la cercana Aruba y, con el resto, recuperar los bolívares gastados. Había quienes iban a los casinos de la vecina isla de Curaçao con el éxito asegurado: bastaba pagar con tarjeta de crédito las fichas al tipo de cambio oficial y cambiarlas en metálico en la ventanilla de al lado para luego vender esos dólares por el doble o el triple en el mercado paralelo venezolano, donde los dólares son como en España las drogas blandas: se penaliza el tráfico, pero no la posesión. La revolución bolivariana se adapta a los nuevos tiempos: el cupo para compras por internet ha convertido a los venezolanos en clientes privilegiados de Amazon.

El cambio oficial es de 6,3 bolívares por dólar, pero en el mercado negro se pagan hasta 26

En la actualidad, el mercado paralelo (cuyas cotizaciones está prohibido publicar en el país) ronda los 26 bolívares por dólar, cuando el cambio oficial es de 6,3 bolívares por dólar, incluso tras la reciente devaluación. Ese control de cambios convierte en ricos al instante a quienes consiguen cupos a tipo oficial para importar. Antes, las empresas acudían a un mercado intermedio mediante títulos de deuda pública (el Sitme) que proveía de dólares al mercado, pero esa vía de escape se ha cerrado con la última devaluación, con lo que el problema se ha agravado. Antes había brotes de escasez y racionamiento de productos básicos (leche, huevos) que estaban a precios controlados (a veces por debajo del coste). Ahora la hay también de productos importados por la dificultad para conseguir dólares.

Las finanzas nunca fueron el punto fuerte de Chávez. En 2007, con el estallido de la crisis financiera, a Chávez se le ocurrió interesarse por cómo funcionaba un banco central. Y se escandalizó: “El Banco Central se convirtió en bombona de oxígeno, óiganme bien, bombona de oxígeno para muchos bancos privados y entonces el dinero de la República se viene utilizando para oxigenar bancos privados”. “Voy a ponerme a estudiar todo eso”, dijo. Cortó la liquidez, ahogó a los bancos y en tres días los tipos interbancarios venezolanos se fueron al 120% antes de que el banco central volviese a funcionar como un banco central.

El control de cambios y las nacionalizaciones han ahuyentado la inversión extranjera

El estricto control de cambios ha impedido a las empresas extranjeras (entre ellas las españolas y, muy especialmente, Telefónica) repatriar sus dividendos que, atesorados en bolívares, han ido perdiendo su valor. Ese control de cambios y la arbitraria política de nacionalizaciones (que ha tenido efectos muy negativos sobre la producción) ha ahuyentado a la inversión extranjera (y, junto con la inseguridad ciudadana, al turismo). Prácticamente, solo se ha salvado el sector de hidrocarburos, cuya moneda funcional es el dólar. Como consecuencia de esas expropiaciones, Venezuela ha superado a Argentina como el país con más demandas de protección de inversiones ante el CIADI, el tribunal de arbitraje del Banco Mundial. La solución de Chávez fue marcharse de ese organismo

EL PAÍS

Para intentar frenar los precios,Chávez ha usado hasta el Ejército,pero sin ningún éxito. Desde que decidió “eliminar todo vestigio de autonomía del banco central”, y lanzó el bolívar fuerte, que pronto mostró su debilidad, la inflación lleva cinco años entre el 25% y el 30%, erosionando el poder adquisitivo de la población y dejando sin valor los ahorros en bolívares.

Y, pese a todas esas ineficiencias y distorsiones, la subida del petróleo ha permitido que el PIB crezca una media del 2,7% anual durante el mandato de Chávez y que la tasa de paro se haya situado en su nivel más bajo en 20 años, según datos del FMI, que lleva más de siete años sin poder analizar a fondo la economía del país ante las trabas del Gobierno de Chávez. El déficit (7,4% del PIB) y la deuda (51,3%) han empeorado, pero siguen siendo manejables.

El mayor éxito político-económico del chavismo ha sido combatir la desigualdad con programas de sanidad y educación y con subvenciones a productos básicos con los ingresos del petróleo. Ese gasto social se ha hecho en parte a costa de menores inversiones en la propia industria petrolera, que ha reducido su producción y exportaciones.

Venezuela está condenada a afrontar medidas de ajuste (entre ellas nuevas devaluaciones del bolívar, que acentuarán la inflación) si quiere que la economía se recomponga. Pero, sobre todo, la política económica del chavismo ha convertido al país en más dependiente que nunca de los precios del crudo. Mientras sigan tan altos, el modelo resistirá, con sobresaltos, todo tipo de ineficiencias. Si bajan, mostrará sus limitaciones. Tampoco con Chávez, Venezuela ha sido capaz de “sembrar el petróleo”, como pedía Arturo Uslar Pietri hace ya casi 80 años

—————————————————————————————————————————————————

EE UU teme que Maduro tense las relaciones para reforzar su imagen

Obama enviará una delegación oficial a los funerales de Chávez

El presidente de Bolvia, Evo Morales, y el vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro acompañan el féretro de Hugo Chávez. / DAVID FERNÁNDEZ (EFE)

Estados Unidos está dispuesto a favorecer una transición pacífica hacia un nuevo mando en Venezuela y desea abrir cuanto antes un diálogo con las próximas autoridades, pero no renunciará a la defensa de los principios democráticos ni, en realidad, confía en una rápida normalización de las relaciones con ese país tras la muerte de Hugo Chávez.

Más bien al contrario. En Washington, según altos funcionarios, se teme incluso un empeoramiento temporal de las relaciones mientras se resuelva definitivamente la disputa por el poder en Caracas. Ninguno de quienes aspiran a tomar la antorcha dejada por Chávez podría permitirse ahora signos de reconciliación con EE UU sin ser acusado detraidor a la herencia del desaparecido caudillo.

En Washington, según altos funcionarios, se teme incluso un empeoramiento temporal de las relaciones mientras se resuelva definitivamente la disputa por el poder en Caracas

La prueba más reciente de eso fue la intervención del vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, pocas horas antes del anuncio de la muerte de Chávez, en la que comunicó la expulsión de dos consejeros militares de la embajada norteamericana en Caracas, supuestamente implicados en un complot que habría provocado la enfermedad del presidente.

Esa acusación de Maduro fue calificada el martes por un alto funcionario del Departamento de Estado como “parte de la campaña electoral en marcha en Venezuela”. Maduro dio ese paso para demostrar su autoridad ante sus competidores por el trono de Chávez, lo que, desde el punto de vista de Washington, no permite ser muy optimista sobre un arreglo pronto de las disputas entre los dos países.

EE UU había intentado ya en el pasado aproximaciones sin éxito a Maduro, asumiendo que él sería el hombre del futuro en Venezuela. En noviembre pasado, miembros de la Administración de Barack Obama tuvieron conversaciones telefónicas con él con la esperanza de poder llegar a concretar un encuentro. Pero esas conversaciones jamás dieron resultados precisos y se vieron bruscamente interrumpidas por las declaraciones del martes del vicepresidente.

La Administración norteamericana, no obstante, piensa insistir en la política que ha seguido en los últimos años de evitar el enfrentamiento directo con el régimen venezolano y buscar los posibles puntos de coincidencia

La Administración norteamericana, no obstante, piensa insistir en la política que ha seguido en los últimos años deevitar el enfrentamiento directo con el régimen venezolano y buscar los posibles puntos de coincidencia. “Seguimos aspirando a una relación más productiva y funcional”, declaró un alto funcionario. “Creemos que existen intereses comunes, como el de la lucha contra el narcotráfico, en el que podríamos cooperar”. En esa línea, la misma fuente añadió que EE UU enviará una delegación oficial a los funerales de Chávez, aunque el nivel de esa delegación lo decidirá en las próximas horas la Casa Blanca.

Eso no significa que EE UU vaya a renunciar a “alzar la voz por la democracia cada vez que lo considere necesario”, precisó el funcionario citado. La primera exigencia en este momento es la de la celebración de elecciones libres y abiertas, preferentemente con la participación de observadores internacionales.

En ese sentido, ha causado cierta alarma aquí el hecho de que el ministro de Defensa venezolano, almirante Diego Molero, haya expresado a través de Twitter su apoyo a la candidatura presidencial de Maduro. “Si los militares entran en la campaña a favor de un candidato, obviamente es motivo de preocupación”, afirmó la misma fuente.

La actitud de EE UU tras la muerte de Chávez es de espera prudente, atento a la oportunidad que se abre, pero consciente de las dificultades que puede haber por delante

EE UU se prepara para un tiempo de incertidumbre en Venezuela. Y lo hace desde una posición relativamente cómoda: sin interferir directamente, para evitar ser acusado de intervencionismo, y asegurando sus intereses principales en la región, que no parecen actualmente amenazados por la crisis venezolana.

En cuanto a la seguridad de los ciudadanos norteamericanos en ese país, la Administración explicó este miércoles que, aunque se han tomado precauciones, no existen amenazas ni riesgos particulares en estos días. Por lo que respecta a la agenda política de EE UU en América Latina, la promoción del comercio y del desarrollo económico y el estrechamiento de los lazos políticos con determinados países, tampoco parece condicionada por los acontecimientos en Venezuela.

El otro ámbito de preocupación norteamericana sobre ese país, el del petróleo, se ve, igualmente, en condiciones de cierta estabilidad, aunque el agravamiento de la situación política podría acelerar el deterioro actual de la industria del crudo.

En términos generales, por tanto, la actitud de EE UU tras la muerte de Chávez es de espera prudente, atento a la oportunidad que se abre, pero consciente de las dificultades que puede haber por delante.

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: