Palestina suspende reuniones del proceso de paz con Israel por muerte de tres personas cerca de Jerusalén


————————————————————————————————————————–

Palestina suspende reuniones del proceso de paz con Israel por muerte de tres personas cerca de Jerusalén

El equipo negociador palestino tenía previsto acudir a dos encuentros en Jericó, los que fueron suspendidos en protesta a la incursión israelí en el sur de Ramala.

por AFP – 26/08/2013 –
 Latercera

El encuentro  israelo-palestino previsto para este lunes en la ciudad cisjordana de Jericó  fue anulado tras la muerte de tres palestinos por disparos de soldados  israelíes en el campo de refugiados de Qalandiya, cerca de Jerusalén, anunció  un responsable palestino.

“El encuentro, que debía celebrarse hoy en Jericó, fue anulado tras el  crimen cometido por Israel en el campo de Qalandiya”, dijo este  responsable, que requirió el anonimato.

Las muertes se produjeron durante los disturbios producidos en el campo de  refugiados, tras la llegada de una unidad de la guardia fronteriza para detener  un palestino,  según la policía israelí.

Tres palestinos, Robin Fares, de 30 años, Yunes Jahjouh, de 22 años, y  Jihad Aslan, de 20 años, fallecieron y 20 personas más resultaron heridas por  munición real, según fuentes de seguridad palestinas.

Los guardias fronterizos utilizaron “medios anti disturbios” para dispersar  a unos 1.500 palestinos que los apedreaban, indicó una portavoz de la policía,  que por el momento no evocó víctimas ni confirmó los disparos con balas reales.

El lunes “por la mañana, temprano, una unidad de guardias fronterizos  efectuó una operación en el campo de Qalandiya para detener a un terrorista”,  dijo la portavoz Louba Samri.

Después de la detención, unos 1.500 habitantes del campo atacaron a los  soldados con piedras y cócteles molotov, por lo cual el ejército respondió con  medios antimotines, agregó Louba Samri.

Hubo heridos que fueron transportados a los hospitales palestinos “pero no  podemos decir si hubo muertos”, agregó la portavoz.

Tres guardias fronterizos fueron levemente heridos por pedradas, concluyó.

En declaraciones, el portavoz de la Presidencia palestina, Nabil  Abu Rudeina, acusó a Israel de querer “destruir el proceso de paz” e instó a  los Estados Unidos a “actuar para que la paz no sea aniquilada”.

“Denunciamos duramente la masacre de esta mañana en el campo de Qalandiya”,  añadió.

Israelíes y palestinos retomaron las negociaciones de paz tras intensos esfuerzos del secretario de Estados estadounidense, John Kerry, que reunió a  ambas partes en un primer encuentro en Washington el 30 de julio.

————————————————————————————————————————————————————————————-

EEUU desmiente la anulación de una reunión israelo-palestina prevista para el lunes

(AFP)

RAMALA, Territorios Palestinos — Estados Unidos desmintió que el encuentro israelo-palestino previsto para este lunes en la ciudad cisjordana de Jericó fuera anulado tras la muerte de tres palestinos por disparos de soldados israelíes en el campo de refugiados de Qalandiya, cerca de Jerusalén, como anunció un responsable palestino.

“Puedo asegurarle que ninguna reunión ha sido cancelada”, dijo a la prensa en Washington Marie Harf, la portavoz del departamento de Estado, que media en estas negociaciones.

Previamente un responsable palestino, que requirió el anonimato, había indicado a la AFP que “el encuentro, que debía celebrarse hoy en Jericó, fue anulado tras el crimen cometido por Israel en el campo de Qalandiya”.

El responsable palestino indicó que no se fijó una nueva fecha para la reunión, mientras Harf se negó a confirmar si se había celebrado algún encuentro.

“Como dijimos las partes están implicadas en serias y prolongadas negociaciones”, dijo Harf.

“No vamos a anunciar cuando cada reunión tiene lugar. Pero, insisto, puedo asegurarles que ninguna reunión se canceló”, subrayó.

Las muertes de los tres palestinos se produjeron durante los disturbios producidos en el campo de refugiados, tras la llegada de una unidad de la guardia fronteriza para detener a un palestino, según la policía israelí.

Tres palestinos, Robin Fares, de 30 años, Yunes Jahjouh, de 22 años, y Jihad Aslan, de 20 años, fallecieron y 20 personas más resultaron heridas por munición real, según fuentes de seguridad palestinas.

Los guardias fronterizos utilizaron “medios antidisturbios” para dispersar a unos 1.500 palestinos que los apedreaban, indicó una portavoz de la policía, que por el momento no dio cuenta de víctimas ni confirmó los disparos con balas reales.

El lunes “por la mañana, temprano, una unidad de guardias fronterizos efectuó una operación en el campo de Qalandiya para detener a un terrorista”, dijo la portavoz Louba Samri.

Después de la detención, unos 1.500 habitantes del campo atacaron a los soldados con piedras y cócteles molotov, por lo cual el ejército respondió con medios antimotines, agregó Louba Samri.

Hubo heridos que fueron transportados a los hospitales palestinos “pero no podemos decir si hubo muertos”, agregó la portavoz.

Tres guardias fronterizos fueron levemente heridos por pedradas, concluyó.

En declaraciones a la AFP, el portavoz de la presidencia palestina, Nabil Abu Rudeina, acusó a Israel de querer “destruir el proceso de paz” e instó a los Estados Unidos a “actuar para que la paz no sea aniquilada”.

“Denunciamos duramente la masacre de esta mañana en el campo de Qalandiya”, añadió.

Israelíes y palestinos retomaron las negociaciones de paz tras intensos esfuerzos del secretario de Estado norteamericano, John Kerry, que reunió a ambas partes en un primer encuentro en Washington el 30 de julio.

—————————————————————————————————————————————————————————————-

Tres palestinos mueren en una redada de Israel en el campo de Qalandia

16 personas resultaron heridas en el incidente en Cisjordania, seis de ellos en estado crítico

 Jerusalén 26 AGO 2013 – El País.com (España)

Uno de los cadáveres, en el hospital de Ramala. / A. GHARABLI (AFP) | VÍDEO: REUTERS-LIVE!

Tres jóvenes palestinos de entre 20 y 32 años han muerto a primera hora de la mañana durante un enfrentamiento con la Policía de Fronteras de Israel en el campo de refugiados de Qalandia, en Cisjordania. Dos de ellos fallecieron inmediatamente y el tercero, ya en el hospital, tras horas en estado de muerte cerebral. Un portavoz del hospital Sheij Sayed de Ramala confirma que todos presentaban heridas de bala en el pecho o la cabeza y que hay al menos 16 heridos más; seis se encuentran en estado crítico. El incidente ha provocado la cancelación de un encuentro entre representantes israelíes y palestinos previsto para hoy en Jericó.

Según el relato aportado por las agencias palestinas WAFA y Ma’an, los hechos se produjeron hacia las cinco de la mañana, cuando una patrulla israelí accedió al campo en un coche sin distintivos militares y con ropa civil. Iba a proceder a la detención de Yousef al-Khatib, un preso palestino liberado hace un mes tras pasar 10 años en una cárcel israelí. Hasta 1.500 vecinos, sostienen fuentes militares de Israel, salieron entonces para impedir el arresto. Micky Rosenfeld, portavoz de la Policía, confirma que se usaron los métodos tradicionales de “dispersión”, como gases lacrimógenos y balas de goma. Sin embargo, varios palestinos sostienen que llegó un segundo vehículo, esta vez claramente militar, y entonces también se empleó fuego real.

El Ejército israelí explica que se ha abierto una investigación al respecto y no se pronuncia aún sobre la munición empleada. El diario Haaretzsostiene, según fuentes militares, que los soldados dispararon tras recibir a su vez tiros de los manifestantes, además de piedras y bombas incendiarias.

La vigilancia se ha extremado en el campo de refugiados, por temor a un rebrote de la violencia en las próximas horas. El tránsito en el checkpoint anexo, el más importante de Cisjordania, se ha visto afectado durante varias horas.

Con las víctimas de hoy son ya cuatro los palestinos muertos por redadas de Israel en una semana, tras el fallecimiento de un joven de 22 años por un disparo en el corazón en Yenín, un altercado que dejó otros dos heridos graves.

Hace apenas 12 días que comenzaron sobre el terreno los contactos entre los equipos negociadores de Israel y Palestina, en el frío proceso de paz que ha reactivado la mediación norteamericana. Nabil Abu Rudeinah, el portavoz del presidente palestino Mahmud Abbas, ha emitido un comunicado en el que sostiene que “esta cadena de crímenes de Israel y la continuación de la construcción en los asentamientos son un mensaje claro que expresa las verdaderas intenciones de Israel con respecto al proceso de paz”. Ha hecho un llamamiento, además, a que la Casa Blanca evite el “colapso” de los esfuerzos internacionales que buscan el fin del conflicto.

Anoche, Brachie Sprung, la portavoz del Ayuntamiento de Jerusalén, desveló el impulso municipal a un plan para construir 1.500 viviendas más en Jerusalén Este, zona ocupada palestina y pretendida capital de su futuro estado. El proyecto aún necesita el visto bueno del Gobierno de Benjamín Netanyahu y puede tardar “años” en ser una realidad.

————————————————————————————————————————————————————————————-

La muerte de tres palestinos en una redada israelí desbarata las conversaciones de paz

EFE / JERUSALÉN
Día 26/08/2013 – ABC.es

EE.UU. niega que las conversaciones entre palestinos e israelíes se hayan cancelado por este incidente. «Las partes están comprometidas en negociaciones serias»

La muerte de tres palestinos en una redada israelí desbarata las conversaciones de paz

El Departamento de Estado estadounidense ha negado este lunes las informaciones que aseguran que las conversaciones de paz entre palestinos e israelíes se han cancelado después de la muerte de tres palestinos abatidos por fuerzas israelíes en Cisjordania. «Puedo asegurarles que ningún encuentro ha sido cancelado», ha asegurado la portavoz del Departamento de Estado Mari Harf en declaraciones a Reuters. «Las partes están comprometidas en negociaciones serias y sustanciales», ha afirmado.

Durante este lunes, el periódico israelí ‘Hareetz’ ha citado a un alto funcionario palestino que aseguraba que Palestina había cancelado las conversaciones con los israelíes después de que sus tropas tiroteasen a tres palestinos en el campamento de refugiados de Qalandia, en Ramala (Cisjordania).

La versión del Ejército israelí sostiene que los soldados fueron atacados por unos 1.500 palestinos y respondieron con munición real tras ser disparados. Un portavoz militar ha informado de que los palestinos también lanzaron granadas improvisadas y otros proyectiles, como consecuencia de lo cual dos soldados israelíes resultaron heridos de carácter leve. Israelíes y palestinos reanudaron el diálogo directo a finales de junio en Washington y ya han celebrado posteriormente otras dos rondas en completo hermetismo.

«Poner fin a la impunidad»

Hanan Ashrawi, miembro del Comité Ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), condenó con dureza la incursión israelí en Kalandia, que consideró un «uso excesivo e indiscriminado de la violencia y de munición real en zonas con densa población civil que supone una patente violación de la legislación internacional y humanitaria».

Ashrawi instó «a los miembros del Consejo de Seguridad de la ONU, del Cuarteto de paz para Oriente Medio (Estados Unidos, Rusia, la ONU y la UE) y al resto de la comunidad internacional a tomar medidas serias para acabar con el asesinato de civiles inocentes y poner fin a la impunidad de Israel».

También condenó los últimos anuncios de nuevas construcciones en las colonias israelíes en territorio palestino y señaló que «se debe obligar a Israel a desistir [de estas medidas] antes de que destruya para siempre las posibilidades de paz».

«Repercusiones negativas»

El portavoz de la Presidencia palestina, Nabil Abú Rudeina, también alertó del peligro de estas acciones israelíes para el incipiente proceso de paz que ambas partes llevan a cabo desde hace un mes bajo la mediación de Washington. «Estos crímenes y los concursos para [nuevas construcciones en] los asentamientos son un mensaje claro de las verdaderas intenciones israelíes respecto al proceso de paz», dijo el portavoz, que anunció «repercusiones negativas de estos actos», que no detalló.

———————————————————————————————————————————————————————————–

26-08-2013 / EFE

Cientos de palestinos acudieron en el campo de refugiados de Kalandia (Cisjordania) al entierro de los tres jóvenes muertos hoy por fuego del Ejército israelí, durante el que se produjeron enfrentamientos entre asistentes al sepelio y soldados, según testigos.

Los cadáveres de Robin Al Abed, de 32 años, Yunis Yahyuh (22) y Jihad Aslan (20) -muertos durante una incursión de soldados israelíes en el campo de refugiados para una redada- fueron trasladados al cementerio de Kalandia, ubicado al sudeste de Ramala.

Mientras los cadáveres eran transportados entre banderas del partido nacionalista Al Fatah, aparecieron dos encapuchados vestidos de milicianos que dispararon al aire con fusiles en señal de venganza, como se puede observar en las imágenes de televisión.

La madre de Al Abed se desmayó sobre el cadáver de su hijo, según la agencia palestina “Maan”.

Durante el entierro se registraron enfrentamientos entre jóvenes palestinos, que lanzaron piedras y botellas vacías, y soldados israelíes, que emplearon gases lacrimógenos y balas de caucho, de acuerdo con los testigos de los choques.

Por el momento, no se ha informado de la existencia de víctimas por estos enfrentamientos.

La muerte de los tres jóvenes, en un número que no se registraba entre palestinos en Cisjordania en un solo día desde 2010, llevó a los representantes palestinos a suspender dos reuniones con los israelíes previstas para hoy en Jericó (Cisjordania) en el marco del proceso de paz.

La decisión no supone una suspensión total del diálogo de paz iniciado el mes pasado, sino simplemente de las reuniones previstas para hoy, indicaron a Efe fuentes oficiales palestinas que pidieron no ser identificadas.

Hanan Ashrawi, miembro del Comité Ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina, condenó la incursión israelí en Kalandia, que también dejó quince heridos.

“El uso excesivo e indiscriminado de la violencia y de munición real en zonas con densa población civil supone una patente violación de la legislación internacional y humanitaria”, dijo Ashrawi.

El Ejército israelí argumenta que agentes de la Policía de fronteras, que penetraron en Kalandia para detener un “operativo terrorista”, se encontraron con que “cientos de palestinos” les “atacaron violentamente con piedras y ladrillos”.

Pidieron entonces refuerzos a soldados, que inicialmente estaban sólo “destinados a asegurar la operación”, quienes acudieron al lugar y “tuvieron que recurrir al uso de fuego en defensa propia”.

————————————————————————————————————————————————————————————-

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: