EEUU evalúa una acción en solitario en Siria


  • EEUU evalúa una acción en solitario en Siria
  • Francia no cambia su posición y está “preparado” para intervenir en Siria a pesar de negativa del Reino Unido
  • Rusia asegura que planes para atacar Siria desafían el derecho internacional
  • Reino Unido no intervendrá en Siria y deja aislado a Estados Unidos
  • La UE “toma nota” de la decisión del Parlamento británico pero no la comenta

———————————————————————————————————————–

30 de Agosto de 2013

EEUU evalúa una acción en solitario en Siria

La ronda de consultas que inicio la Casa Blanca con el Congreso se dio hoy al tiempo que el Parlamento británico rechazaba las razones del gobierno de David Cameron para intervenir en Siria.

por EFE

El presidente estadounidense, Barack Obama, y su equipo de seguridad explicó al Congreso los objetivos y la justificación para una eventual intervención militar en Siria, algo que podría decidir en solitario tras el rechazo del Parlamento británico a la participación del Reino Unido.

Varias fuentes del Gobierno estadounidense citadas por la cadena CNN y el diario The New York Times coincidieron en asegurar que Obama optaría por una intervención en Siria, incluso si sus aliados británicos decidieran respetar la voz del Parlamento y no participar en el castigo al régimen de Bachar al Asad.

La ronda de consultas que inicio la Casa Blanca con el Congreso se dio hoy al tiempo que el Parlamento británico rechazaba las razones del Gobierno de David Cameron para intervenir en Siria.

Pese al contratiempo que supondría que el Reino Unido no se uniera a la “respuesta internacional” que ayer dijo buscar Obama, el presidente estadounidense podría seguir adelante y sin el consenso en el seno del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, algo que Washington tampoco espera que se dé debido a la oposición rusa y china.

Obama habló hoy personalmente con el presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, y el líder de la minoría republicana del Senado, Mitch McConnell, para explicarles la estrategia y las supuestas pruebas que justificarían un potencial ataque contra el régimen sirio.

Por la tarde, la asesora de Seguridad Nacional de Obama, Susan Rice; el secretario de Estado, John Kerry; el jefe del Pentágono, Chuck Hagel; el Director Nacional de Inteligencia, James Clapper, y el jefe del Estado Mayor Conjunto, Martin Dempsey, hablaron por teleconferencia con líderes del Congreso.

En Washington, el portavoz adjunto de la Casa Blanca, Josh Earnest, no quiso confirmar si Obama pedirá la autorización formal del Congreso antes de un eventual ataque, y se limitó a decir que el Gobierno está manteniendo una “robusta” comunicación con el Legislativo.

Según las Resolución de Poderes de Guerra, el presidente debe notificar con 48 horas de antelación al Congreso el inicio de una acción militar y necesitaría la aprobación del Legislativo en caso de que la intervención se alargara más de 60 días, aunque no sería la primera vez que el Ejecutivo decide acciones militares sin el sello del Legislativo.

Pese a asegurar ayer que no hay una decisión tomada, Obama ya da por hecho que el régimen de Al Asad está detrás del ataque con armas químicas a gran escala del pasado 21 de agosto y con ese objetivo la Casa Blanca presentará en breve un resumen de las pruebas que han recabado los servicios de espionaje estadounidense.

Por el momento, Obama ha conseguido el apoyo público de senadores con gran peso, como el demócrata Robert Menéndez, presidente del Comité de Exteriores del Senado, quien consideró que el de Siria es “un caso convincente para actuar” militarmente, aunque de manera “limitada”.

En entrevista con la CNN, el congresista republicano Mike Rogers, presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara Baja, opinó que con la información recibida “es muy claro que el régimen de Asad es el responsable del ataque”.

Rogers consideró que, debido a que Obama ha marcado insistentemente durante la guerra civil siria una “línea roja” en el uso de armas químicas, “sería más peligroso no responder que hacerlo”, ya que la credibilidad de EE.UU. está en juego.

En el ámbito internacional, Obama ha continuado los contactos con mandatarios extranjeros y hoy habló con la canciller alemana Angela Merkel, que se suma a las conversaciones con los jefes de Gobierno de Reino Unido, Francia, Canadá y Australia.

Antes del rechazo del Parlamento británico, la portavoz adjunta del Departamento de Estado, Marie Harf, afirmó que los tiempos para actuar no están determinados por el Consejo de Seguridad, donde Washington dan por hecho que no habrá consenso, ni por la actividad parlamentaria de Londres.

“Nosotros tomamos nuestras propias decisiones con nuestros plazos, pero seguiremos en contacto cercano con nuestros aliados, entre ellos el Reino Unido”, indicó la portavoz.

Al margen de la política y la diplomacia, Estados Unidos siguió hoy acumulando poder militar en el Mar Mediterráneo.

A los cuatro destructores estadounidense ya desplegados en el Mediterráneo oriental se les unirá próximamente un quinto, todos ellos con la capacidad de lanzar decenas de misiles crucero guiados por satélite a distancias superiores a los 1.600 kilómetros.

———————————————————————————————————————————————————————————–

Francia no cambia su posición y está “preparado” para intervenir en Siria a pesar de negativa del Reino Unido

“Cada país es soberano para participar o no en una operación”, dijo el presidente francés, François Hollande, quien aseguró que no hacer nada sería tomar el riesgo de una escalada de violencia que amenazaría a otro países.

Hollande anunció que hoy mantendrá un “intercambio en profundidad” con el presidente estadounidense, Barack Obama, sobre la situación siria, y descartó una intervención antes de que el equipo de expertos de la ONU se vaya de Siria, algo previsto para mañana.

por EFE 

El presidente francés, François Hollande, aseguró hoy que la negativa del Parlamento británico a intervenir en Siria no cambia la postura de Francia, país que dijo estar “preparado” para actuar pero que no aspira a derrocar a Bachar Al Asad. 

“Cada país es soberano para participar o no en una operación. Eso vale tanto para Reino Unido como para Francia”, indicó en una entrevista concedida al diario “Le Monde”, en la que destacó que “la masacre química de Damasco no puede ni debe quedar impune”. 

El jefe del Estado recalcó que no es favorable a una intervención internacional dirigida a “liberar” Siria o a “derrocar al dictador”, pero sí dejó claro que “debe ponerse freno a un régimen que comete lo irreparable contra su población”. 

No hacer nada, en su opinión, “sería tomar el riesgo de una escalada (de violencia) que banalizaría el uso de armas químicas y amenazaría a otros países”.

“Si el Consejo de Seguridad se ve impedido para actuar, se formará una coalición. Deberá ser lo más amplia posible. Se apoyará sobre la Liga Árabe, que ha condenado el crimen y ha alertado a la comunidad internacional”, añadió Hollande.

El presidente recalcó que aunque esa coalición “contará con el apoyo de los europeos, hay pocos países que tienen la capacidad de infligir una sanción con los medios apropiados”. 

Francia, en sus palabras, forma parte de ese grupo de naciones, “está preparada” y decidirá su postura “en estrecha vinculación con sus aliados” y cuando disponga de “todos los elementos que justifiquen” una decisión.

Hollande no excluyó, no obstante, que esta llegue antes del próximo miércoles, fecha en que el Parlamento galo va a analizar la situación en Siria en una sesión extraordinaria no sometida a voto.

Para el presidente, ya no se trata de establecer si el pasado 21 de agosto se utilizaron armas químicas a las afueras de Damasco, “porque incluso las autoridades sirias no lo niegan”, sino de conocer la autoría, sobre la que Francia dice tener “un manojo de pruebas” que apuntan al régimen. 

Hollande evita hablar de iniciar una “guerra”, y califica el objetivo de “sanción de una violación monstruosa de los derechos” de las personas, que en su opinión tendrá “un valor disuasorio”.

Desde el inicio del conflicto en marzo de 2011, según recordó, han muerto unas 100.000 personas, pero con el último ataque “se ha traspasado una etapa en el horror. Y la respuesta, y no la inercia, es la que impondrá una solución política”.

Hollande aclaró que la intervención en Irak “se hizo cuando no se había aportado ninguna prueba sobre la existencia de armas de destrucción masiva”, mientras que en Siria “desgraciadamente, se han utilizado armas químicas”.

Insistió además que Francia desea una respuesta “proporcionada y firme” contra el régimen de Damasco, y que velará para que la reacción que se tome “haga cesar la escalada de violencia”.

El presidente aseguró que no es cuestión de “arrastrar” a Francia en una “aventura”, pero sé preguntó qué representa un mayor peligro, si “castigar a un país que ha usado armas químicas, o dejar hacer a un clan acorralado”.

————————————————————————————————————————————————————————————–

Rusia asegura que planes para atacar Siria desafían el derecho internacional

El viceministro de Exteriores ruso Guennadi Gatílov, aseguró que “los planes de atacar militarmente a Siria que declaran algunos Estados constituyen un abierto desafío a las normas del derecho internacional y a los principios fundamentales de la ONU”.

© AFP

Tropas del ejército sirio en Homs.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia declaró que los planes de algunos de países de lanzar un ataque militar contra Siria son un “abierto desafío” a la normas del derecho internacional y a los principios fundamentales de la Carta de Naciones Unidas. 

Así se lo manifestó el viceministro de Exteriores ruso Guennadi Gatílov al secretario general de ONU, Ban Ki-moom, en una reunión que mantuvieron ayer en La Haya, según un comunicado difundido hoy por esa cartera.

“En la etapa actual hay que utilizar al máximo el instrumental político-diplomático y, en primer lugar, permitir a los expertos de Naciones Unidas que investigan los posibles casos de uso de armas químicas en Siria, que terminen su labor y que informen de sus resultados al Consejo de Seguridad de la ONU”, citó a Gatílov la cancillería.

En la reunión con Ban, el viceministro ruso recalcó que “los planes de atacar militarmente a Siria que declaran algunos Estados constituyen un abierto desafío a las normas del derecho internacional y a los principios fundamentales de la ONU”. 

Moscú ha advertido de que una intervención militar en Siria sin el mandato de la ONU tendría consecuencias catastróficas no sólo para el país árabe, sino para toda la región de Oriente Medio y el norte de África.

Las autoridades rusas no dan crédito a las denuncias de la oposición siria de que el pasado 21 de agosto la tropas del régimen de Bachar al Asad lanzaron un ataque con armas químicas en las afueras de Damasco que habría causado más de 1.300 muertos.

Según Rusia, esas denuncias son una provocación que busca proporcionar el pretexto para una intervención militar extranjera en Siria y decantar la suerte del conflicto en favor de la oposición que combate al régimen de Al Asad.

———————————————————————————————————————————————————————————–

Reino Unido no intervendrá en Siria y deja aislado a Estados Unidos

BORJA BERGARECHE / CORRESPONSAL EN LONDRES
Día 30/08/2013 – ABC.es

El Parlamento británico rechaza el plan del Gobierno para atacar a Al Assad y obliga a Cameron a renunciar a actuar militarmente

Pulse para ver el video
EFE
David Cameron, interviene durante un debate sobre Siria en la Cámara de los Comunes

Estados Unidos se encontró anoche con un serio obstáculo que pone en duda sus planes bélicos. El Parlamento británico rechazó, por 13 votos, una moción presentada por el gobierno del primer ministro, David Cameron, para autorizar una intervención militar en Siria. Cameron proponía una intervención militar «legal y proporcionada», pero 285 votos lo impidieron, frente a 272 que sí lo aceptaban, tras unirse varios parlamentarios conservadores a las tesis laboristas. Poco después, su ministro de Defensa, Philip Hammond, aseguraba que su país no intervendría. Al cierre de esta edición, EE.UU. se planteaba intervenir en solitario.

Tras la derrota parlamentaria, Cameron fue contundente: «Está claro que ni el Parlamento británico ni la ciudadanía quieren una acción militar. Lo entiendo y actuaré en consecuencia». Después, el líder laborista, Ed Miliband, le exigió que se comprometiese públicamente a no ir contra lo decidido en sede legislativa. «Puedo asegurarlo. Creo en la necesidad de respetar la voluntad de la Cámara de los Comunes», replicó Cameron para quien sigue estando claro que «es necesario dar una fuerte respuesta al uso de armas químicas».

El recuerdo de Irak

Poco después era el ministro de Defensa, Philip Hammond, quien aclaraba aún más las palabras de su jefe. Y era muy claro: Reino Unido no partipará en una intervención militar en Siria. Según Hammond, Estados Unidos «estará muy decepcionado porque el Reino Unido no se vea implicado», aunque aseguraba no creer que con ello se «paralice ninguna acción». Hammond espera que «los EE.UU. y otros países sigan buscando respuestas al ataque químico». El titular de Defensa tuvo palabras para la sociedad británica, al indicar que «Irak ha envenenado el pozo de la opinión pública», palabras que horas antes había empleado el primer ministro en el debate en la Cámara de los Comunes. Hammond incidió en que «tenemos un pozo profundo de sospechas acerca de la participación militar británica en Oriente Medio». El ministro se lamentó tras la derrota parlamentaria de que «este puede ser un mensaje del que otros dictadores aprenderán lecciones».

La derrota sobrevoló toda la jornada en el Parlamento británico. Y eso pese a la contundencia con la que se expresó Cameron. El primer ministro británico resumió muy bien ayer las fuertes dudas que despierta en Washington y Londres la posibilidad de lanzar un ataque contra el régimen sirio. Y lo hizo sin negar la debilidad probatoria que destacan cada vez más observadores del juicio exprés que los «fiscales» Barack Obama y David Cameron han lanzado contra el acusado Bashar al Assad. «No existe una certeza al 100% sobre quién fue responsable», reconoció el «premier», en el debate de urgencia de la Cámara de los Comunes convocado tras el ataque químico contra cientos de civiles el pasado 21 de agosto en Damasco. «Es una cuestión de valoración», dijo.

En su esfuerzo sin éxito por convencer a la opinión pública y a los parlamentarios, el Gobierno hizo público ayer el informe de los servicios de inteligencia británicos, que concluyen que es «muy probable que el régimen de Assad fuera responsable del ataque con armas químicas del 21 de agosto». Lo hacen por eliminación, tras descartar la hipótesis de que fuera una acción orquestada por los rebeldes para forzar la intervención internacional. «No hay escenarios plausibles alternativos a la responsabilidad del régimen», concluye Jon Day, presidente del Comité Conjunto de Inteligencia. El informe se hace sobre todo eco de fuentes de información públicas y conocidas, después de que la ONG Médicos Sin Fronteras denunciara que unas 3.600 personas habían sido tratadas en tres hospitales de Damasco con síntomas neurotóxicos causados por agentes químicos.

Murieron unas 350 personas. «El régimen es responsable y debe pagar», reivindicó ayer Cameron, con el siguiente razonamiento. El régimen dispone de arsenales químicos. Según la inteligencia británica, los ha empleado en al menos catorce ocasiones desde 2012. Todo el mundo ha visto los vídeos en Youtube de mujeres y niños asfixiándose, recordó. Se sabe que fuerzas del régimen lanzaron un ataque en esa zona aquel día. Y que los rebeldes, que carecen de arsenal químico y de medios para utilizarlo, defendían la zona. Dado este cúmulo de pruebas y circunstancias, Cameron defendió anoche con las dudas de muchos de sus compañeros y sin éxito la necesidad de lanzar un ataque «legal, proporcionado y limitado» contra el régimen.

———————————————————————————————————————————————————————————-

La UE “toma nota” de la decisión del Parlamento británico pero no la comenta

(EFE)

Bruselas, 30 ago (EFE).- La Unión Europea (UE) ha “tomado nota” del debate que se produjo este jueves en el Parlamento británico, que paralizó los planes del primer ministro británico, David Cameron, para intervenir militarmente en Siria, pero recalcó que no le corresponde hacer comentarios sobre decisiones parlamentarias.

“Hemos tomado ciertamente nota de los comentarios que se hicieron ayer y de lo que el primer ministro Cameron dijo”, señaló el portavoz adjunto de Asuntos Exteriores, Sébastien Barbant, en la rueda de prensa diaria del Ejecutivo comunitario.

No obstante, recalcó que “no nos corresponde comentar las discusiones que tienen lugar en parlamentos nacionales”, al ser preguntado por el impacto que tiene la negativa de la cámara británica a participar en una eventual intervención contra Siria y sobre cómo influye ésta en las discusiones dentro de la UE.

Barbant reiteró la postura de la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, sobre la importancia del papel del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas en este asunto.

En unas recientes declaraciones en Tallin (Estonia), Ashton destacó el “muy importante” el papel que juega ese órgano en la seguridad internacional, pero consideró que eso “no impide a unos u otros reflexionar con atención sobre lo que debe hacerse”.

Los embajadores comunitarios del Comité Político y de Seguridad de la Unión Europea (COPS) tratan la crisis siria hoy, dentro de su primera reunión ordinaria tras el parón estival.

El Parlamento británico paralizó el jueves los planes de Cameron para intervenir en Siria, al tumbar en una sesión de urgencia la posibilidad de lanzar un ataque contra el régimen de Bachar al Asad.

La moción del Gobierno británico, que defendía una acción militar “legal y proporcionada” en Siria, fue rechazada por un estrecho margen de 13 votos -285 en contra y 272 a favor- a pesar de que Cameron había cedido a las presiones que le llegaban tanto desde la oposición como de su propia coalición para matizar el texto.

Previamente, el primer ministro había asegurado en el debate que una intervención militar en Siria no supondría, a diferencia de Irak, “una invasión, ni tomar partido”, sino una respuesta al “horrendo” uso de armas químicas.

Horas antes, el Gobierno británico divulgó además un segundo informe elaborado por el comité parlamentario de inteligencia que concluye que es “altamente probable” que el régimen de Bachar al Asad utilizara armas químicas contra civiles el pasado 21 de agosto.

———————————————————————————————————————————————————————————-

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: